miércoles, 25 de marzo de 2015

LOS FOTOCROMOS DE "YO, EL HALCÓN"

Aprovechamos que la "Cannon" está de actualidad para hacer un  cuelgue de fotocromos de una de las películas que propiciaron el hundimiento de la compañía. "Over the Top". La mayor parte del presupuesto se la llevó nuestro amado Stallone.
Miren que bonitos....








lunes, 23 de marzo de 2015

TRES GORDOS Y UN MILLONARIO

La culpa de que a mí me guste el rap y de que “The Fat Boys” sean populares en españa, la tiene en parte esta película “Tres gordos y un millonario” y en parte la canción “The Twist”, ese crossover rocakandrollero/rapero que se marcan los gordos junto a la estrella Chubby Checker.
Sin embargo –y no obstante- “Tres gordos y un millonario” es también, una de las comedias de mi pubertad, una película que alquilaba una y otra vez, porque me resultaba harto divertida, una autentica pasada. Una película, que viéndola, le entraban a uno ganas de ser obeso (y lo fui… pero eso es otra historia). Daba gusto ver a los “Fat Boys” marcándose una rapeada, o ver como asaltan la nevera del hospital y se zampan diecisiete tartas de nata, mientras hacen alarde de su gordura y apología de las calorías y la obesidad, también, metiéndose entre pecho y espalda diez pizzas familiares.
Tras muchos años sin volver a verla, anoche me atreví con ella de nuevo.
Eran los tiempos en que los “Fat Boys” pegaban con más fuerza, mediados de los ochenta y entre que estaban de moda, y que ya habían resultado simpáticos en esa película con estrellas del rap que era “Krush Groove”, pues a los señores de la Warner se les ocurrió diseñar una película a su medida, eso si, gastándose lo mínimo, por lo que esta producción es nimia, no llegó a costar ni un millón de dólares, pero, estrenándose en cines de barrio y con pases restringidos –la película fue calificada PG porque tiene un par de inofensivos desnudos- recaudó poco más de diez millones solo en USA, por lo que el negocio fue redondo, pero no dejó de ser una peliculita menor y anecdótica.
A nuestro país llegó en vídeo.
Cuenta como un individuo de pasta, debe un montón de dinero a unos mafiosos por culpa de su ludopatía, así que estos le dan un ultimátum. No tiene un duro para pagarles, pero si un Tío multimillonario que está en las ultimas, pero que gracias a unos excelentes enfermeros, continúa vivito y coleando. Les despide y contrata a los “Fat Boys” –si, se interpretan a si mismos- que ejercen de desastrosos enfermeros en su Brooklyn natal, con el fin de ver, si en su torpeza, cometen alguna negligencia médica y su tío acaba muriendo, y así, obtener su herencia. Pero, precisamente por la torpeza de los gordos, estos pierden la medicación del anciano, que era víctima del sobre exceso, y este mejora considerablemente, con lo que los planes del sobrino se truncan y, por ende, la cosa se complicará.
Pues resulta, que siendo una película de lo más tonta y facilona, ha soportado el paso de los años y el visionado estupendamente, si bien es cierto que se la ve una película de lo más cutrona y baratilla. Casi toda ella rodada en interiores (que apestan a decorado) y con muy pocos actores, la cosa se sobrelleva, gracias a su tontuna y sus chistes infantiloides sobre comida, amén de un intento por parte del director de convertir a los “Fat Boys” en una suerte de “Three Stooges” contemporáneos que tropiezan, se patean el culo, se abofetean unos a otros y, en definitiva, le dan al “Slapstick” que da gusto. Una película, efectivamente, a la medida de los “The Fat Boys”, que representan la cara más divertida y desenfadada de aquél rap primigenio de los ochenta. Y la película, en sus ochenta minutos, funciona perfectamente.
Además de los “Fat Boys”, pasean sus culos por la pantalla, nada menos que Ralph Bellamy (“Entre pillos anda el juego”) en uno de esos roles de viejo gruñón/amable que hizo en sus últimos años, Tony Geary (“Aquelarre Sangriento”, “Penitenciaría III”) y Tony Plana (“Tres amigos”, “Dolor y Dinero”).
Dirige el simpático Michael Schultz, televisivo, decadente, responsable del telefilm de “The Spirit” interpretado por Sam Jones, y de películas tales como “El ultimo Dragón” o “Tarzán en Manhattan”, televisiva como la mayoría de sus trabajos.
Graciosa.

viernes, 20 de marzo de 2015

IDENTICAMENTE IGUAL O EL CHARLES BRONSON CHILENO

Interesante concepto el de este documental, e interesante personaje el que retrata, porque lo cierto es que el documental, es bastante coñazo en su grueso, aunque magistral en la parte final. En general,  me resulta curioso, porque el resultado es completamente vanguardista cuando lo más probable es que no fuera esa la intención de su director. Y es que todo aquello rodado en blanco y negro en 16 mm. adopta ese look tan maravilloso, tosco y hasta artístico.
La película cuenta la historia de Fenelón Fajardo, un boxeador Chileno y rotulista que un buen día del año 1978, gana el concurso de dobles del programa de televisión “Sábado Gigante”. Su parecido con Charles Bronson es absolutamente notable. Y se hace famoso por parecerse a la estrella de Hollywood.
El documental, rodado solo con lo puesto, da voz al tan Fenelón, que nos cuenta su vida, para nada interesante, en largos planos fijos en lo que Fenelón habla, habla y habla. Y vuelve a hablar. Absolutamente soporífero.
Cobra más interés la película, cuando se van el equipo de la misma y el propio Fenelón, a un cine de la ciudad donde se está proyectando “El Luchador” protagonizada por el autentico Charles Bronson, y filman la reacción de los espectadores cuando, a la salida del cine, estos se topan con el doble de Charles Bronson. Algunas de las declaraciones son absolutamente demenciales. 
Lo bueno del documental viene en su parte final, cuando Fenelón dice que tiene la clave para hacer un cine de entidad en Chile, un cine que podría ser de fama internacional y un cine que ponga en el mapa, así que los responsables del documental, le dejan filmar una escena a su antojo, con buenos medios a su alcance y sin salirse de su papel de Charles Bronson, dirige e interpreta (No como Fenelón, sino como Bronson) una escena de pocos minutos en los que vemos como se tira horas dirigiendo, y donde vemos la completa incapacidad de este señor en todos los ámbitos cinematográficos. Finalmente, nos muestran la escena rodada montada y sonorizada, y la verdad es que el resultado de puramente mierdoso, es fascinante.
Dirige este retrato Carlos Flores, director chileno que rueda cuando puedes, y cuya filmografía se compone de cortos y documentales.
Tras el estreno del mismo, ya nunca más se volvió a hablar del Charles Bronson Chileno. Tuvo su tironcillo en el momento y ya. Aunque le dio tiempo a protagonizar un “Spaghetti Western” – desconozco cual, pero intuyo que si papel sería infimo- y luego se dedicó a lo suyo, que era hacer rotular carteles, aunque, gustandole el arte como le gustaba, pintaba cuadros de manera amateur, los cuales firmaba como “Bronson”.
Murió el pobre hace algunos años.
Curioso.

miércoles, 18 de marzo de 2015

LOS FOTOCROMOS DE "LAS AVENTURAS DE FORD FAIRLANE"

Una de mis imprescindibles y de las que poco les voy a decir, porque ya está todo dicho en su correspondiente reseña. Disfruten de los fotocromos.












martes, 17 de marzo de 2015

AVT PODCAST (33)

Jesuscristo murió a los 33 años, mientras paradójicamente el AVT Podcast resurge de su “hiatus” con el programa número 33…  y lo hace con los Go Go Boys favoritos de Cáceres cargados de energía, ganas de taladrar y pisándose los unos a los otros continuamente, cosa esta que hacen especialmente durante el chorretón de noticias sin interés habitual que incluye crooners y humoristas drogadizos, zombies de o.n.g., remakes, secuelas y justicieros canadienses. Adorna el sarao un debate sobre el llamado crowfunding y las novedades literarias de "Vial of Delicatessens".
Ya en caliente y con la bola de nieve rodando, arrancan los peliculismos, que pa la ocasión son de lo más variados y coloristas: "American Splendor" (las aventuras del amargado Pekar y su amigo el "nerd/retarded" Radloff), "Electric Boogaloo: La loca historia de Cannon Films" (documental sobre la legendaria productora ochentosa. Incluye anécdota personal), "Movie 43" (con un "best of" de los mejores sketchs), la ración de cine chungo con "Fin de semana de pesadilla" (y la perturbadora confesión de Víctor), "Psicosis Mortal" (los chicos siguen recuperando el soso terror noventero, antes de que se ponga de moda hacerlo) y "Que se mueran los feos" (con Aratz ahí súper profesional hablando mientras a su alrededor todo se desmorona). El trío pone punto y final a este apasionado y enérgico programa con un comentario compartido sobre la escalofriante película española/catálogo de topicazos/promo larguísima "Viral" (que no "Viral of Delicatessens").
Como esputaría un sabio doctor: "Diga AVT Podcast 33, hijodeperra".




lunes, 16 de marzo de 2015

EL PERFIL DE SATANÁS

Debut para la gran pantalla Juan Logar, ya saben, el “amigo” de Paul Naschy, y que se enfrenta (y nos enfrenta) a un folletín de rollo filosófico, que reflexiona sobre la maldad humana y la importancia de vivir o no, tomando la figura de un imponente Eduardo Fajardo que protagoniza la película y que da vida, según le conviene a la historia, a un inquisidor, a un oficial Nazi… a personajes malvados para justificar el título de la película “El perfil de Satanás”, que, por si no se habían dado cuenta, personifica el personaje de Fajardo. Todo ello servido de una manera torpe y con unos saltos temporales de la edad media a la actualidad, sin orden ni concierto, que convierten a la película, aún tendiendo momentos potentes e interesantes, en un bodrio que no hay por donde cogerlo. Vamos, ni con pinzas.
Los paupérrimos 90.000 espectadores que fueron a ver la película en el año 69, en una época en la que ir al cine estaba a la orden del día, avalan el escaso interés que tiene la película, más allá de que esta sea una película de Logar, que me fascina por un único motivo; todas y cada una de sus películas, son una mera excusa para hacer lo que más le gusta en el mundo, que es colar en lo que rueda abundante material de archivo. Aquí en los títulos de crédito, inserta material de archivo del holocausto Nazi. Y en cuanto puede, en la película, cuela más material de este. Casi parece que Logar pensara “Tengo este material aquí, vamos a rodar una película en la que encaje”. Y eso mismo hizo años después en el, casi “Mondo”, “Autopsia”. Incluso, como tiene imágenes del entierro de Martin Luther King, idea una situación en la película en la que se hable de su asesinato, y así poder colarnos las imágenes ¡con calzador! Lo que es curiosísimo. Porque, además, todo lo hace con afán amarillista, no es su intención documentarnos, sino, alimentar nuestro morbo.
Sea como fuere, el caso es que la carrera de Logar terminó en 1981 sin mayor trascendencia, y no volvió a rodar jamás, hasta que, en la era de la alta definición (¡Que coño! ¡del vídeo!) vuelve a rodar en 2013, treinta y dos años después de su ultima vez, y lo hace con una película titulada “Aún hay tiempo” que pasó por la cartelera totalmente inadvertida y que, ante mi imposibilidad de hacerme con una copia, decido ver el trailer y youtube y no me ha quedado más remedio que partirme el culo por un motivo bastante adivinable: En 2013, Juan Logar, filmando en vídeo, y montando digitalmente,  sin moviolas ¡continúa insertando material de archivo en 35 mm.! y eso que solo he podido ver el tráiler… Cagándome estoy por ver esta vuelta al cine, porque además, la pinta que tiene la película es absolutamente demencial. Peor pinta, no he visto que tenga ninguna otra película. Y además, la protagoniza él.
Por lo demás, finalizar diciendo que, junto a Fajardo, en “El perfil de Satanás”, contamos con las actuaciones de los habituales de Logar,  María Kosty y Ricardo Palacios.
Un Marciano este Logar.

viernes, 13 de marzo de 2015

MR JINGLES

“Mr. Jingles” es la película más famosa de la directora de origen filipino Tomasita Hatfield que, como nombre artístico, opta por tomar el apellido de su esposo Todd Brunswick, quien le costea todas sus locuras, y pasa a llamarse Tommy Brunswick.
Pero “Mr. Jingles” no es conocida por ser una buena película, no. Es conocida porque plumas más o menos relevantes del fandom U.S.A. la ponen a parir. Vamos que es una película conocida, básicamente, por ser una puta mierda.
Bien, para dejar claro que no solo en España el fandom está lleno dedesgraciados, valga como muestra el caso de esta peli. “Mr. Jingles” es una película amateur que ha tenido la suerte de ser editada en DVD por alguna compañía, y que ha sido juzgada por la crítica como si se tratara de una película mainstream. Entonces, estúpidos de mierda, no hay color. Sin embargo, si que se trata de una buena película casera con las miras puestas a hacer algo más gordo posteriormente –De hecho la directora después, ha hecho cosas más gordas. Nunca para la gran pantalla, claro-  por eso, por que destaca por encima de otras caspillas, alguien decidió editarla en DVD, por supuesto.
Cuenta la historia de un individuo que sale de la cárcel tras ser condenado por un delito que no cometió, por lo que al salir busca venganza vestido de payaso y, con un hacha, organiza una carnicería. La policía logra abatirlo, pero una niña que andaba por allí, presencia como el payaso masacra a sus padres y este le dice que volverá. Esta acaba recluida en un sanatorio mental. Años más tarde, vuelven a suceder una serie de asesinatos por la zona, lo que apunta que el payaso ha podido volver, de no ser porque murió, y esto hace pensar a la población que se trata de un imitador. Los jóvenes locales aprovecharán la coyuntura para hacer bromitas pesadas a costa de la imagen del payaso Mr. Jingles…. Por lo que el sarao ya está organizado.
Lo que yo observo tras ver la película, más allá de que está grabada con una vídeo cámara casera, montada con un P.C., sin ningún tipo de iluminación ni artificio más allá de los maquillajes de payaso y la sangre utilizada (pues hay bastante y abundante gore casero) es que se trata de un guión que en absoluto chirriaría con más presupuesto. No llegaría a ser una gran película tampoco, pero si que se nota que tras esta película, se encuentra alguien que sabe dirigir y planificar y, salvo por la cochambrosa imagen de vídeo (¿tal vez Hi-8?), el resultado no dista mucho de cualquier película pequeña, aunque mainstream, para el mercado del vídeo.
Ahora, como película amateur que es, entretiene, lleva un buen ritmo y se deja ver perfectamente, lo que ya es mucho dentro del horror casero.
A esto hay que añadirle, que los efectos especiales son simpáticos y que, en cierto modo, la película es consciente de su condición amateur, así pues, no solo me cae bien el asunto, sino que incluso lo reivindico, máxime, cuando Tommy Brunswick es una verdadera fan del cine de terror (en su ficha de imdb, posa orgullosa junto a Romero o Kane Hodder, entre otros), que se nutre en la película de los tópicos que hay que nutrirse, y no se corta ni en gore ni en tetas (ole tus huevos). Vemos las tetas de un buen número de jamonas que salen en la peli, como mandan los cánones, - es un “Psycho Killer” medio “Slasher”, así que tiene que tener tetas- sacadas de la misma manera en que las hubiera sacado un tío, por mero pajillerismo, por explotación,  sin que esto suponga una degradación de la mujer ni todas esas zarandajas ya conocidas por todos.
Así que me quedo con un buen sabor de boca tras su visionado, y contra todo pronostico.
De hecho, que el fandom diga lo que quiera, pero esta película le ha servido para, posteriormente, filmar  “Little Red Devil” con Daniel Baldwin y DeeWallace, “Born of Earth” con Brad Douriff y repitiendo con Baldwin o “Exit 33” exploitation de “Km. 666” protagonizado por Kane Joder, con un presupuesto de un millón de dólares. Eso no impide, que tras esta película, ruede por bastante menos (unos 10.000 dólares) una trilogía sobre monstruos, zombies y caníbales, que tiene que ver la luz todavía.
Muy interesante, ahora, tendría que ver sus trabajos posteriores. Por lo pronto, este, me lo quedo.

jueves, 12 de marzo de 2015

RECORDANDO LAS VIDEO-RESEÑAS

Un buen día del año 2009, y aprovechando que nos reuníamos los tres (más algún colega extra) para asistir juntos y revueltos al pase del documental de Víctor "Te En-Video" en el Festival de Sitges, decidimos agarrar la video-cámara y hacer algo que nos parecía diferente y estimulante: una reseña en formato audiovisual. Y es que, además, la elegida para inaugurar tal jueguecito no podía ser más adecuada, el clásico del ultra-trash "Condenado en la pequeña Roma", que la hermana de Aratz tuvo el gran acierto de adquirir en un viaje a Perú, sabiendo de las estrambóticas apetencias cinéfilas de su brother y sus colegas raros (también aparece en nuestro pest-seller). Así es como parimos nuestra primera video-reseña que, sorprendentemente, a día de hoy ha superado las 5.000 visitas en youtube y parece que no va a detenerse. De hecho, incluso en una ocasión el director de la peli apareció en los comentarios para defender su indefendible obra, lo que provocó ciertos desacuerdos que terminaron en... el borramiento indiscriminado de sus ataques.
En aquel momento hablamos de repetir la experiencia, claro. Lo de vernos los tres no ocurría muchas veces al año, por ello dábamos como bueno el hacer video-reseñas en solitario o aunque uno de los componentes del trío no estuviese presente. Pero la verdad es que no hicimos nada hasta un año después, que Víctor y el menda, aprovechando unos veraniegos días en casa del primero, grabamos un par de video-reseñas en escasos días, y con escasa convicción, que terminarían siendo las últimas. ¿O no?.
Pues no exactamente, ya que con motivo del lanzamiento en dvd por parte de "Versus Entertainment" de otro clásico del trash, "Noche en el tren del terror", nos pusimos manos a la obra con una video-reseña que, esta vez, arrancaba cual ficción. Acabó metida en los extras del dvd para mayor horror de muchos gacetilleros cuadriculados (aquí tienen una pequeña muestra).
Y desde entonces, nada más. Por supuesto que nos hemos vuelto a ver los tres, pero por lo que sea no nos ha apetecido meternos a video-reseñar. Semos asín, ya nos conocen... hacemos lo que nos da la puta gana. Lo que significa que, si el día menos pensado nos entra la neura, igual podríamos reincidir... ¿who knows?.
Hasta entonces, les reenlazamos todas las video-reseñas que tenemos colgadas en el canal del AVT, por si no habían tenido aún oportunidad de saborearlas. Y así, le damos un poco más de cañeta al número de visionados de cada una, je je.


CONDENADO EN LA PEQUEÑA ROMA



PARANORMAL ENTITY



LA SAGA DE BRUCE LEE




miércoles, 11 de marzo de 2015

LOS FOTOCROMOS DE "KINJITE"

Vamos con un juego incompleto de fotocromos para ir tirando. Los poquitos que tenemos de "Kinjite" con, y para lucimiento de Charles Bronson. Ahora que se va a estrenar "Electric Boogaloo: la verdadera historia de Cannon", viene que ni pintado.






viernes, 6 de marzo de 2015

SCARECROW SLAYER

De la segunda era dorada del video club –de la que ya he hablado un par de veces- de 2000 a 2005, una de esas sagas videocluberas que poblaba las estanterías y que tenía potentes carátulas, pero que el público, sin duda más experimentado que en los ochenta ya no alquilaba tanto,  era la de “Scarecrow”, comprendida por los títulos “Scarecrow”, la que nos ocupa, “Scarecrow Slayer” y la tercera de engañoso título español “Novatada Sangrienta” conocida en los USA como “Scarecrow gone wild”. Se trata de una saga infecta que no tiene mayor interés más allá de ser producto de una época, aún cercana, pero que se recordará con los años. Salvo por un pequeño detalle: Cuando “The Asylum” todavía era una productora medio digna, entró a formar parte como co-productora de esta saga y desde entonces se dedicaron a producir la morralla que hoy conocemos. Está claro que la mierda esta del espantapájaros, tuvo que ser muy, muy rentable. Quizás sea casualidad lo de facturar morralla, pero ahí queda. Porque por aquel entonces, entre las pelis de autor, lo más importante que tenía “The Asylum” era “King of the Ants” de Stuart Gordon, una película más que digna. Y este “Scarecrow Slayer” sirvió de spot publicitario para esa película, luego les explico por qué.
La peli cuenta como dos borrachos que intentan robar un espantapájaros. Les pilla el granjero y dispara contra uno de ellos, muriendo, y en consecuencia pasando su alma al cuerpo del espantapájaros (¡) que querrá vengarse. Mata un poco, con C.G.I. chungero, y acaba peleando con otro espantapájaros más jodido, mientras el granjero delira ante la cámara de una periodista.
Una de las películas más insoportables que he visto en mi vida, más mala y aburrida yo creo que no existe. Por descontado, que nadie intente verle la gracia involuntaria, porque no la tiene.
En cuanto a que la película sirvió como spot, me refiero a que en un momento muy tonto de la película, una enfermera del hospital en el que está delirando el granjero, lee un libro; se trata de la novela “King of the Ants” en la que está basada la película, a punto de salir en vídeo, de Stuart Gordon. Hacen tanto hincapié en ello, tantos planos gratuitos del libro, que parece mentira que tengan tan poca vergüenza. Además, la portada que ilustra el libro, es la misma que diseñó la compañía para la carátula del DVD. Ale, publicidad velada.
En el reparto, hace gracia ver a Tony Todd, el mítico “Candyman” que en horas bajas, a posteriori al final se ha convertido en un mercenario de serie Z que no para de salir en mierdas –lo mismo que EricRoberts- y con la tontería, no se harán ricos, pero no paran de trabajar. Todd, hace del granjero protagonista. Por otro lado, otro Todd, esta vez Todd Rex, culpable del diseño del espantapájaros, es quien se mete dentro para darle vida y bueno, Rex no es Kane Hodder, y ese espantapájaros necesita despabilar.
Dirige el asunto David Michael Latt, posteriormente, pez gordo y productor de la mayoría de éxitos de “The Asylum” (tales como “Snakes on a train”, “La guerra de los mundos 2”, “2012 Doomsday”, “Megashark vs. Giant Octopus”… y sigue sumando) y que tras este “Scarecrow Slayer” prácticamente dejó de dirigir (tiene seis o siete títulos más a sus espaldas) para ganar pasta a costa de poner en marcha las chapuzas que ya todos conocemos.
En definitiva, una puta mierda de peli, de saga, pero a su modo, es la culpable de que “The Asylum” sea hoy lo que es.

jueves, 5 de marzo de 2015

Firestorm

Película de policías y ladrones al estilo hongkonés, véase tiros, explosiones, más tiros, alguna que otra patada, más tiros, más explosiones, gente muriendo, más tiros, sangre, pólvora, plomo, drama… lo típico.

Los Heroic Bloodshed tienen unas pautas muy marcadas, el malo es muy malo, pero siempre habrá alguno que no lo será tanto, o incluso que sea un policía infiltrado. Los buenos no son tan buenos, y muchas veces hacen cosas ilegales para llegar a cumplir su trabajo (o por avaricia, que también) Las escenas de acción suelen contar con miles de detonaciones falsas de disparos, mucho humo de pólvora, muchas explosiones y chispitas, y sangre, sangre por litros, como si un ser humano albergara 20 litros de sangre. Estos tiroteos multitudinarios suelen darse en naves industriales acondicionadas con cajas, pales y demás estructuras que se vendrán abajo, explotaran y saltaran por los aires. Como he dicho la sangre es importante, y también el drama, y es que no hay Heroic Bloodshed que acabe de manera satisfactoria, lo que los americanos llaman “Happy End” , pues en este género, de eso hay bien poco.

Pero claro yo hablo de los Heroic Bloodshed de hace 20, y aunque el género no ha muerto, muestra son por ejemplo (por eso de estar aquí reseñadas) Exiled, y metiendo más artes marciales de lo normal en el género, Duelo de Dragones. Pero, ¿Que ocurre con esta Firestorm, rodada en 2013? Pues que contiene todos los elementos citados pero se disminuye en mucho los litros de sangre desparramados. Además hay que sumarle que las explosiones tienen parte de real y parte de CGI, que no molesta pero se nota. También para las balas les han metido un efecto tipo bala trazadora, para que sepamos hacia donde dirigen los disparos los protagonistas. ¿Hace esto mejor o peor la película? No, pero sí que se nota el paso del tiempo si se compara con cosas como Hard Boiled o Full Contact, y no tiene que ser a mejor, simplemente a “más limpio”, “más políticamente correcto”.

La trama gira sobre el Inspector Lui (Andy Lau) que anda tras el millonario Cao Nam (Jun Hu) pues le supone es el cerebro de una peligrosa banda de atracadores. Una y otra vez tiene en su mira a Cao, pero nunca logra reunir las pruebas suficientes para poder enchironarle, además debido a su elevado status, Cao tiene amigos en todas partes que le pondrán las cosas difíciles al Inspector Lui. En esta película no tendremos ninguna afinidad con los delincuentes, son deleznables y para que nos quede claro hay una escena de tortura, apagando cigarrillos en un brazo, que queda fuera de plano, pero aun así es desagradable porque a quien se la están aplicando es a una niña autista. 

La película discurre como otra cualquiera de policías y ladrones, pero no puede acabar bien, siempre alguien tiene que perder algo, o todos perderlo todo. Nunca existe ese final feliz del que hablaba al principio y esta película no es menos. Deja pues un sabor agridulce al final, no solo por lo que ocurre sino por como ocurre y es que el pequeño giro de guion que da ya en el último tercio de la película, no le sienta especialmente bien y queda algo forzado.

No es mala película, aunque podría haber sido mejor, lo bueno es que el género aun no está muerto, y de eso si que me alegro.

miércoles, 4 de marzo de 2015

LOS FOTOCROMOS DE "EL FILO DE LA NAVAJA"

Considerada por la crítica como una verdadera puta mierda, esta película tenía la particularidad de que contaba con Bill Murray como protagonista en un papel dramático. Un papel que ni le iba ni le venía. ¿Quien iba a pensar que los papeles dramáticos iban a ser el pan de cada día en la carrera actual de Murray...?
Yo no he tenido el placer de verla y ando loco tras ella... pero no hay manera de encontrarla ni de forma legal ni ilegal. Y sinceramente... no tiene pinta de ser tan mala...












martes, 3 de marzo de 2015

UN HOMBRE LOBO AMERICANO EN PARIS / MOTHER´S DAY (A FALTA DE PODCAST....)

Queridos lectores/oyentes, hoy no habrá podcast. El pasado finde la gripe hizo estragos entre algunos de los muchachos (es lo que tiene hacerse mayor) por lo que la grabación tuvo que cancelarse a última hora.  Y no habrá otra, probablemente, hasta dentro de un par de semanas, por lo que deberán esperar para volver a deleitarse con nuestras hermosas voces.
Así las cosas, me encuentro con el croquis/pseudo-guión de las dos películas que iba a comentar en el escritorio de mi ordenador. ¿Y ahora qué coño hago con ello?. Claro, ustedes podrían salir con aquello de “¿por qué no las comentas en el próximo programa?”. Pues miren, resulta que para hacer tal cosa necesito tener fresquitos los films en cuestión, y dos semanas es demasiado tiempo de espera (y tampoco pienso volver a verlas, se entiende). “¿Y por qué no las reseñas al estilo clásico?”, porque pal podcast suelo elegir pelis que no me inspiran reseñas tecleadas, así que olvídense de ello.
Pero ya que me molesté en verlas con mentalidad podcaster y tomar notas de cada una, me dije “¿Y si publico dichos apuntes a modo de pseudo-reseña cutre?”. A mis compañeros les pareció bien, y a mí también, así que, ea, ahí les paso el tema.
¿Y ellos?, pos no, me dicen que o se las reservan pa futuros shows, o no han tomado apuntes o que sí las piensan mutar en reseña escrita… así que, sintiéndolo mucho, se tendrán que conformar únicamente con MI disaster.
Que dice asín:



UN HOMBRE LOBO AMERICANO EN PARIS - 1997 / USA-Francia-y otros países.

Hablar de la original y las múltiples secuelas no realizadas...
Un hombre lobo americano en Londres - 1981

Argumento:
Tres colegas yankis recorren Europa con la intención de follarse cuantas más mozas mejor. Menos uno, que busca el amor.
Se cuelan en la Torre Eiffel pa lanzarse en plan rafting o como se diga pero ven a una moza que quiere suicidarse, el prota la salva y esta se pira.
Al día siguiente logra localizarla e intenta ligársela, pero ella se hace la estrecha por algún misterio. Bien, resulta que es una mujer loba que pertenece a un clan de hombres lobo skins nazis que montan partys con indeseables para comérselos y hacer limpieza de raza.
El prota caerá en una de estas trampas, donde será mordido, adquiriendo el don de ser un hombre lobo, cosa que usará para combatir al jefe de los nazis mientras intenta ligarse a la churri.

FRICADAS:

- La idea de los h.lobo nazis mola, es buena, pero está desaprovechada, cosa esta que ya suele hacer su director ANTHONY WALLER como ya demostró con TESTIGO MUDO. Tal vez por eso le contrataron, necesitaban a un dire que desaprovechara ideas y él fue el indicado.

- Los colegas vienen de España y comentan la puntación que allí han conseguido en cuestiones de folleteo.

- El chico bueno/prota busca sexo con amor. Además, es realmente un IMBÉCIL integral. Sin exagerar.

- Ella, la francesita, tiene ojos de síndrome de down.

- lo peor son los hombres lobo en CGI, en un CGI algo verde. Muy terribles.

- Se retoman conceptos de la original, como las alucinaciones-susto del prota, aunque mucho menos efectivas.

- También lo de las victimas que vuelven como zombies y que da pie a algunos de los momentos más patéticos de la peli, como la escena de la chavala que cuando intenta silbar se le sale el ojo. Vergüenza ajena.

- El humor no es nada sutil y oscuro... como la original, aquí es tonto, bufo y evidente.

- Muchas inadecuadas canciones pop y rock de fondo.

- Muy gracioso: Los h.lobo montan una fiesta estrictamente para americanos, para matar americanos, lo que se nota a qué mercado va dirigida la peli.

- El director se permite un auto-guiño colando el cartel de TESTIGO MUDO en el metro.

- El efecto de sonido que acompaña a los h.lobo suena como un cerdo.

- Abunda la positividad: Se soluciona la maldición del h.lobo / El zombie es liberado / la peli termina bien y ¡con boda!.

PERSONAL:

Dire ANTHONY WELLER (su primera peli es una secuela rara germana titulada Als die Liebe laufen lernte: 2. Teil. Aunque la peli que le hizo famoso es TESTIGO MUDO.   PRESUNTO HOMICIDA con Bill Pullman, EL INFIERNO BAJO TIERRA en la que tb ejerce de actor, y una docu ficción rarísima sobre ordenas titulada The Singularity Is Near del 2010. Como dire, nada más, como producer es uno de los responsables en 2013 del biopic GAGARIN, ruso)

El guión está compartido con TOM STERN y TIM BURNS, socios/amigos de Alex Winter, con quienes curraron en un montón de cortos, cosas pa MTV y la peli FREAKED La disparatada parada de los monstruos. Da que pensar que el proyecto en principio era suyo, pero se lo quitaron de las manos.

Actores:

Tom Everett Scott (es cargante y le pillé manía por esta peli. Venía de hacer THE WONDERS pa Tom Hanks. Luego mucha caca, entre ella LA MONTAÑA EMBRUJADA, INDEPENDENCE DAYSASTER, Santa Can 2: Los cachorros de Santa pa Disney)

Julie Delpy (actriz francesa de prestigio que intervino en la saga de los colores de Krzysztof Kieslowski. Estuvo en el KILLING ZOE de Roger Avary. y en la trilogía esta de Richard Linklater con Ethan Hawke. ¿¿Qué hacía en esta peli??).

RESUMIENDO: Como peli es regulera. Como remake o nueva reinterpretación es TRAGICA.

 

MOTHER´S DAY / 2010 / USA

Remake del clásico de Charles Kaufman que yo mismo comenté en el podcast num. 7

Inédito en España.

Trama:
Tres hermanos delincuentes en plena fuga, van a casa de su posesiva madre, a la que hace tiempo que no ven. Al llegar se encuentran con los nuevos inquilinos haciendo una fiesta. Los secuestran y llaman a la madre. Esta aparece y comenta que los inquilinos tienen el dinero que sus hijos le enviaban, ellos lo niegan y comienzan las torturas y etc. Además, uno de los hermanos se lleva a la prota a sacar guita del banco para poder escapar del país, lo que lía aun más el percal.

(Mismo concepto que: Horas desesperadas 1955 de William Wyler / The Desperate Hours - tv 1967 / 37 horas desesperadas de M.Cimino 1990 / versión exploitation: FIGHT FOR YOUR LIFE, DEFIENDE TU VIDA)

No solo no se parece en nada a la peli original, sino que además está medio basada en hechos reales, dos hermanos robaron, torturaron, violaron y asesinaron a una pareja y sus amigos en su casa.

ME OFENDIÓ y estuve a punto de quitarla y no comentarla. El exceso de cebamiento en los protas inocentes... en un desesperado intento por impactar o hacerlo perturbador. Me hago viejo.

FRIKADAS:

- Referencia a Evil Dead

- Uno de los hermanos odia la música disco, como uno de los de la peli original

- Hay varias secuencias en las que los asesinos obligan a otras personas a volverse asesinos, como las dos pijas, la pelea de los dos maromos o la prota a la que obligan a atropellar a un poli.

- La mamá orgullosa y la frase de "Estoy orgullosa de mis hijos" sacados de la peli original.

- Hay gotas de torture porn, inevitable pensar en la asociación del director con la saga Saw
Es de imaginar que sus responsables (especialmente la Mornay) buscarían un trasfondo más profundo pa justificar tanta violencia y mala hostia... pero no nos la dan con queso, esto es puro exploitation camuflado de peli mainstream.

- Como en la peli original, hay puñalada en los huevos, veneno de ratas y tele aplastando cabeza

- Y como en la peli original, se habla de cierta criatura misteriosa, pero lo que en aquella era la sorpresa final, aquí sí se queda en una leyenda.

personal:

director:
DARREN LYNN BOUSMAN
(Saw 2, 3 y 4 / REPO, THE GENETIC OPERA / 11-11-11 / la antología TALES OF HALLOWEEN)

actores:

REBECCA DE MORNAY (LA MANO QUE MECE LA CUNA, un poco de capa caída desde principios de los 2000) actúa como si tuviera que ganar el Oscar, un pelín histriónica.

Tres actores relacionados con el universo Marvel:

FRANK GRILLO (es el Brock Rumlow de Capi 2 o Capi 2)

SHWAN ASHMORE (es el hombre de hielo en las pelis de X-MEN)

WARREN KOLE (estuvo en Los Vengadores, uno de los currelas de Shield)

Además:

BRIANA EVIGAN (la gótica golfa, era una de las chicas de HERMANDAD DE SANGRE, el remake de SIETE MUJERES ATRAPADAS)

EN DEFINITIVA:
Aburridica. Con buenos momentos, pero no acaba de funcionar como conjunto. Cuando estalla la semi-venganza de los protas, mejora algo, pero no lo suficiente. Y como remake, decepciona.

lunes, 2 de marzo de 2015

FREDDY VS JASON VS ASH

A principios de 2000, con el éxito que supuso el crossover “Freddy Vs Jason” se empezó a rumorear entre el fandom, que la “New Line” tenía previsto sacar un nuevo crossover, esta vez enfrentando a los dos iconos del cine de terror, con el personaje protagonista de la saga “Posesión Infernal”,Ash Williams. Obviamente, el rumor se apagó con el paso de los años, lo que se tradujo en montones de fans desconsolados que se quedaron con las ganas de ver la película. Pero era cuestión de tiempo que los fans hiciesen por su cuenta una película o un corto o algo que reuniera a los tres titánes. Y al que mejor le salió la jugada fue a Trent Duncan.
Trent Duncan, es uno de tantísimos norteamericanos medios que a la hora de hacer sus películas se decantan por recrear las mejores escenas de sus personajes favoritos o crear nuevas historias en las que estos sean los protagonistas. Este estilo de cine amateur se llama “Fan Film”. Y hay dos tipos de “Fan film”: Las que tienen unos acabados rozando lo profesional, cuyos disfraces y maquillajes poco o nada tienen que envidiar a los originales en los que se basa, y los que recrean estos disfraces con lo primero que pillan, que son los que más o menos me gustan a mí, por cercanía, por espontaneidad, llámenlo X. Este “Freddy vs Jason vs Ash” que ejecuta Duncan, estaría a medio camino de las dos corrientes estando rodado de forma algo austera en exteriores y de día (porque no tiene iluminación) pero bien sacados los personajes. Si bien Freddy es algo más tosco y se nota que es una careta, Jason sería perfectamente colable en una peli original de “Viernes 13”, mientras que Ash, el Ash más macarra, el de “Terroríficamente Muertos” o “El ejercito de las Tinieblas” estaría más o menos digno puesto que el parecido del actor que aquí lo encarna, Adam Henrickson, con Bruce Campbell es notable, amén de estar vestido y llevar los mismos chorretones de sangre, en los mismos lugares, que en las fotos promocionales de los films originales.
A partir de aquí, todos los clichés habidos y por haber, en un entretenido y dignamente realizado cortometraje  de 13 minutos en el que Freddy Kruegger se aparece en los sueños de una adolescente y la convence de que lea un pasaje del Necronomicón, a fin de traer de vuelta a Ash con la intención de matarlo. Pero Jason anda por ahí matando a los adolescentes, cuando Ash llega por un agujero temporal… o algo.  La lucha será descarnada.
El tono del corto, evoca directamente al que nos ofrecía “Freddy Vs Jason” por encima de otras referencias y, aún con todas sus carencias, se deja ver muy por encima de otros “Fan films” que suelen ser de calado bastante insoportable. Este está bien.
En cuanto al director Trent Duncan, ya se lo montó antes con el “Fan Fiming” haciendo su “Jason Vs. Leatherface” y rematando, después de este, juntando en una misma película a Jason, Freddy, Ash, Leatherface, Ghostface y Michael Myers en un mediometraje de 50 minutos y 6.000 dólares de presupuesto que lleva por título “Fan Film Saga Vol.1: Icons of Horror”. Fuera del “Fan Filming”, Duncan ha realizado el corto “Inahbited” sobre parásitos extraterrestres, entre otras fruslerías.
En cuanto a “Freddy Vs Jason Vs Ash” está dentro de los contenidos extra del DVD de “Devil Dead”, pero todo el material de Duncan, así como tropecientos millones de “Fan Films” están para ver, sin ningún tipo de problemas, en Youtube.

sábado, 28 de febrero de 2015

FANZINEANDO (15): AVT STORY (TERCERA PARTE), AQUÍ VALE TODO # 3

Una vez más, ventas y supuesta aceptación dieron carta blanca para un número tres, aún dentro de los parámetros de "The Force Group". Justo en ese momento me había puesto en contacto con John Holmstrom, padre fundador de "Punk Magazine", y su entrevista iba a ser el plato fuerte. También reuní varios comics y entrevistas, en concreto a Borja Crespo, Natxo Allende y a Elreydespaña en su faceta de "eructador profesional" en las Ramblas de la Ciudad Condal. Martex y yo comenzamos a maquetar los contenidos, recuerdo especialmente bonita la portada, con el dibujo que Holmstrom hiciera para el disco de "Ramones" ("Road to Ruin"). Lo más triste del caso es que "AVT 3", el de aquella época, existió, se terminó y se guardó en un cd, pero esta vez los problemas vinieron por otro lado. José Gracia cortó su relación con "Camaleón" y por tanto todos los proyectos comunes se fueron al agua, "AVT 3" inclusive. Ante el disgusto, intenté currármelo por mi cuenta, fui a numerosas imprentas, busqué precios, miré alternativas, pero todo era inútil. Al final hice lo más lógico, coger lo mejor de ese "AVT 3" y publicarlo en el "Suburbio". La muerte súbita de "Aquí Vale Todo" tuvo un efecto más bien negativo sobre "Suburbio". Había logrado mantener la "línea diferenciadora" de ambas publicaciones bien clara... pero ahora resultaba que "Suburbio" iba a convertirse en un "AVT", cosa esta que no le pegaba nada. Tal cagada se vio a lo largo de varios ejemplares, los más flojos de la dilatada carrera del "Sub", hasta que este recuperó la compostura en el número 27.
Aún así, el "Suburbio" de la entrevista a John Holmstrom aún pudo presumir de haber tenido más suerte. Dispuso de una generosa tirada, de una notable distribución (totalmente auto-gestionada) y aún salió reseñado por ahí. Digamos que decidí currármelo, como un modo de agradecérselo al mismo Holmstrom (que compró 50 ejemplares, y
pagados a tocateja). Es curioso que, a último momento, y buscando una alternativa menos comercial a la hora de elegir la portada, deseché la famosa ilustración de los "Ramones" y utilicé una un poco más oscura que había hecho para el grupo "Artless". Holmstrom me agradeció que usara ese dibujo en lugar del de la famosa banda neoyorquina que, al parecer, es la que siempre le pedían. Obviamente jamás le dije que justamente ESA hubiese sido la portada de aquel hipotético "AVT 3". El "Suburbio" en cuestión viajó hasta USA y hasta la mismísima Croacia, y el super-fanzine punk americano "Maximumrocknroll" publicó la entrevista en sus páginas. Todo un éxito. Como colofón añadir que el zine se iniciaba con una extensa editorial en la que narraba el fallecimiento de "AVT", tan claro estaba que incluso dibujé una lápida para el mismo.
Llegamos a 1999. Por avatares del destino, entré a currar en un sitio donde me iban a pagar un sueldo como dios manda, y lo primero que se me ocurrió cuando me enteré fue: "¿Y si me pago la imprenta y saco un "AVT 3"?. Tras comentarlo por ahí, me enteré de que la gente de la editorial "Doble Dosis" y el responsable del fanzine "Vade Retro" iban a unir fuerzas adaptándose ambos a un mismo tipo de formato y número de páginas para así poder pasar por la imprenta a la vez y reducir gastos. Pregunté si yo podía unirme al sarao con un posible "AVT 3" y me dijeron que sí. La veda estaba abierta, un año y pico después de su desaparición, "AVT" iba a resurgir de las cenizas, y no mediante fotocopias, sino por el camino -caro- de la imprenta.

En ese periodo de tiempo mis influencias habían cambiado un poco. "Punk Magazine" seguía ahí, al pie del cañón, pero a esa teníamos que añadir dos más, "The Next Big Thing" y sobre todo "Weirdo", la fabulosa publicación de Robert Crumb que había conseguido adquirir casi completa mediante un catálogo Italiano y a precio de risa. Lo que más me influyó fueron las geniales portadas de Crumb (algo que se puede ver en la ingenuamente ofensiva cubierta de mi fanzine) y la idea de publicar toda clase de comics, hasta los más cutres. También quise integrar en los contenidos una fotonovela y, no sé por qué motivo, iba a hacerlo todo todo manuscrito, si, si, a mano, evidentemente las tres publicaciones mentadas tuvieron mucho que ver con esa decisión puesto que en ellas buena parte, o toda, del material escrito era mediante proceso manual. Esta vez a la aventura se iba a unir una tercera persona que me prometió el oro y el moro. Primero, la mitad del dinero de la imprenta, segundo, una distribución garantizada en manos de gente especializada. Al final no vi el dinero por ninguna parte (aún lo estoy esperando) y la distribución fue de lo más básica... aunque la tuvo. Seguramente este es el "AVT" que menos se vendió en el momento de su salida (la tirada era menor, 800 ejemplares) pero me daba igual, realmente lo que yo siempre quise desde buen principio fue VERLO HECHO REALIDAD (no le di absolutamente ninguna publicidad). A diferencia de los anteriores, este ejemplar me dejó del todo satisfecho una vez lo tuve en mis manos. Me encantaba su aspecto, me encantaban sus contenidos y me sentía orgulloso de haberlo parido yo solo, con mi dinero, mi esfuerzo y mi "fe fanzinera". La cosa quedó así: La mentada cubierta "estilo Weirdo" y una contra-portada muy simpática extraída del "Suburbio 23" (donde ejerció de cubierta principal). Dentro, artículos sobre la saga "Viernes 13" y "Harry, el sucio", el consultorio del Profesor Peich, Martex con sus relatos siempre divertidos, la absurda falsa fotonovela ("El amor es miope") y muchos, muchos comics, míos, de Elreydespaña, Patri, José Tomás y Rubén Ontiveros.
Naturalmente me hubiese encantado sacar un número 4, pero tampoco era una prioridad. Sin embargo, preparé material para el mismo, entre este una currada ilustración en relieve (a base de cartulinas, ver arriba) para la contraportada, así como varios comics creados expreso para la ocasión. Por desgracia, me vi obligado nuevamente a reutilizar el material en las inadecuadas páginas de otro pobre "Suburbio" que, no por casualidad, hice con absoluta desgana.
¿Pero hubo o no un “AVT 4”?... para saberlo, amiguitos, tendrán que esperar a la próxima, cuarta y ¿última? entrega de la AVT Story.

viernes, 27 de febrero de 2015

YO YO DANCER

Desde luego, un complemento ideal para disfrutar al 100% del documental sobre Richard Pryor “Omit the logic” (del que ya hablamos en el podcast nº 32) es ver este  biopic, “Jo Jo Dancer, You life is calling” que en nuestro país lleva la ridícula traducción de “Yo Yo Dancer” (¿Yo Yo, por qué?).
Y es que esta película supone muchas cosas, no se trata de un biopic normal y corriente. De hecho es una consecuencia de la personalidad del cómico afro americano; “Yo Yo Dancer” es, por un lado un testimonio, un exorcismo, pero también un ejercicio de megalomanía, una masturbación por parte de Richard Pryor, una manera de buscar prestigio y el debut en la dirección cinematográfica de un tipo que se hizo popular porque en sus películas improvisaba, no solo los diálogos, sino también las situaciones –sabía como iba a comenzar una escena, pero nunca como terminaría-  y también es una película valiente y honesta… el que no era honesto es Richard Pryor, que como la película medio fracasó, luego dijo que no se trataba de una película autobiográfica. Pero claro, Pryor era un yonkie sin remedio ¿Qué va a decir?
Y es que, aunque nosotros recordamos con nostalgia al Richard Pryor de “Su juguete preferido”, “El Gran Despilfarro” –gran película, por cierto- o “Superman III” este  que tanto nos gustaba de pequeños a los que nos acercamos o sobrepasamos la cuarentena, es el Richard Pryor en decadencia. Y eso que estas películas fueron éxitos. No tanto las posteriores, “Estado Crítico”, “Nos mudamos” o “Noches de Harlem”. Y consciente de que estaba haciendo una mierdecilla , Pryor, justo en medio, en 1986, decidió poner en marcha una película que narrase su propia vida, en la que se desnudase ante el público, que le valiera el reconocimiento del mundo del cine –vamos, que buscaba el Oscar  el gachó- y que le reportara pasta gansa. Así que pidió a Columbia que apadrinara su proyecto más personal, que además, él mismo produciría, dirigiría e interpretaría, co-escribiendo el guión junto a su colaborador habitual, Paul Money. Columbia, que se llenaba los bolsillos con sus películas, le brindó al cómico la oportunidad de llevar a cabo este narcisista proyecto que se tradujo en semi-fracaso – de hecho, a España, como la mayoría de sus películas de aquella época, llegó directamente a los videoclubes, sin pasar por las salas- y que no aportó a Richar Pryor el prestigio que demandaba. Y es que la película, que a mí, no obstante, me gusta mucho, es un poco mala. La dirección es torpona, descompensada, dedicando a ciertos pasajes de su vida un montón de minutos, para luego a otros de la misma importancia o mayor, pasar en un suspiro. Por no hablar de su interpretación. Pryor se interpreta a sí mismo durante cuatro décadas, y si como  cómico su currículun no deja mácula, como actor tragicómico, lo cierto es que deja mucho que desear. Además, el alter ego de Richard Pryor, traspasa de vez en cuando la cuarta pared, desdoblándose de su propio cuerpo y dándose la réplica a sí mismo, a veces se contesta, otras ni se oye, solo le escucha el público, lo que deja la narración un tanto confusa y descolocada. Es más, yo diría que si no sabes de antemano que se trata de un biopic, ese desdoblamiento, ni se entiende. Así que, esta película es un desbarajuste. Pero rollos técnicos a parte, a mi me parece que está  muy entretenida, y que es muy atrevida, más si tenemos en cuenta la época de la que proviene. Porque Pryor no se lleva a su terreno la película intentando excusar sus actitudes, digamos, políticamente incorrectas, no. En la película figura como lo que era: un yonkie que echaba a perder todo por culpa de la droga, y cuyo plato principal es el famoso incidente, ya conocido por todos, de prenderse fuego a si mismo y casi morir. Aquí eso no se esconde. Si lo dota, el director, de algo de misticismo dando a entender, que Pryor mata a Pryor que era una persona nefasta y ese fuego da a luz una persona nueva. El tiempo dejaría claro que churruscado o no, Pryor sería la misma nefasta persona hasta que la esclerosis múltiple le concienció un poco.
Así que no es de extrañar, que tras rodarse a sí mismo, preparándose  y fumándose una pipa de crack, bebiendo como cosaco o esnifando cocaína, al no ser un éxito la película, dijera que no se trataba de una autobiografía… pero que cara más dura.
La primera vez que la vi siendo niño, ni siquiera la detectaba como un biopic del propio Pryor, la vi, sin más, porque a mí me gustaba Pryor, pero si que la tenía en mi subconsciente como esa peli de Richard Pryor tan rara que no daba tanta risa. Muchísimos años después, cuando ya descubro que se trata de un  auto-biopic, corro a localizarla para que todo cobre sentido. Y me quedo a gusto con su visionado, eso si, descubriendo que en realidad es un debut como director bastante flojo, casi telefilmesco. Pero está bien.
El punto de partida de la película es el hospital, tras prenderse fuego Jo Jo Dancer (alter ego de Richard Pryor) estando drogado. Entre vendas, este sale de su propio cuerpo, para contarse la vida y darse ganas de vivir. Y vamos viendo los pasajes de esta, desde su infancia infausta – la madre de Pryor era puta y lo crió en un burdel- hasta el ascenso a la fama, pasando por sus desfases drogadictos.
Junto a Pryor, en el reparto tenemos a Debie Allen (una de las profesoras de “Fama”), Art Evans (“Noche de miedo”, “El negociador”), Michael Ironside y un papelito de putero para Ken Foree, entre otros cuantos.
Con todos sus fallos, que son muchos, y como dijo en su momento la crítica americana,  “Yo Yo Dancer” es el “All That Jazz” de Richard Pryor.