jueves, 30 de junio de 2011

La cámara de los 36 hombres de madera

Una de las primerisimas películas de Jackie Chan (aun no se había operado de los ojos para parecer mas occidental) de esas que acabo hasta el gorro de rodar con Lo Wei. En nuestro país también se puede encontrar con el titulo "El Despiadado"

Un joven mudo ingresa en un monasterio Shaolin para aprender artes marciales, y así vengar la muerte de su padre cuando el era pequeño. En el monasterio hay una regla, no se enseñan artes marciales hasta que llevas 5 años haciendo ciertos ejercicios físicos y trabajando para el resto de monjes. Cuando un alumno quiere salir al mundo exterior como hermano Shaolin, antes deberá de enfrentarse a los hombres de madera, un par de pasillos con robots arcaicos que ponen a prueba a los jóvenes maestros.

Nuestro protagonista es rechazado y humillado por sus compañeros, no solo por su incapacidad para hablar, sino también por ser el mas débil de todos. Veremos como entrenan subiendo baldes de agua por un montón de escaleras mientras llevan puestos unos zapatos de plomo, y como el personaje de Jackie (le llaman todo el rato hermano mudo) es siempre el ultimo en terminar.
Cierto día mudito, perdón, el hermano mudo, ve como dos monjes van con comida hacia una cueva. Allí un cartel impide el paso, pero mudo entra igual. Ve como los monjes dejan comida para un prisionero y como este los rechaza. El prisionero, que dice ser un maestro practicando una técnica especial y por esto esta encadenado, y mudo empiezan una relación de amistad y de alumno-maestro. Aunque este encadenado va mostrándole sus técnicas al hermano mudo. Un día esta mudo practicando fuera de la cueva, cuando una invitada del monasterio le explica que esas técnicas son destructivas y que si quiere ella le enseñara unas mas benévolas pero igual de eficientes. Así mudo tiene dos maestros, el prisionero y una mujer mayor.

Llega el día que mudo desea ponerse a prueba contra los hombres de madera, consigue su objetivo y es libre para viajar por el mundo. Una vez fuera descubrirá que su maestro, el cual ha escapado de su prisión, es un monje Shaolin renegado cuya banda asesina y roba con total impunidad. Entonces mudo tendrá que entrenar con un tercer maestro, para poder ganar en combate a su antiguo maestro y amigo.

Lo mejor de la película lo podéis ver en la primera hora, que es todo el tema del entrenamiento, luego ya todo se diluye y queda en un pastiche de lo mas simplón. Las peleas en las que el maestro prisionero interviene tienen cortes en el mismo plano, dejando ver que ese actor no estaba en forma en esos momentos o que simplemente no entrenaron mucho estas escenas. Un pelin aburrida en su parte final, pero por ser un vez mas la misma película que ya hemos visto cientos y cientos de veces. Que listo fue Chan cuando se dio cuenta que el cine de artes marciales no siempre tenia que estar limitado a la época antigua, ya que acabarían quemando al espectador.
Para terminar, una peli de chinos mas.

LOS RITOS SEXUALES DEL DIABLO

José Ramón Larraz, es un individuo siempre interesante, que lo mismo se saca de la manga la más brutal “Explotation” de terror, que la comedia más cañí al servicio de los últimos cómicos de moda. Y a pesar de trabajar por encargo para las productoras más piratas y sin escrúpulos, siempre dota a sus películas de un particular sello, independientemente de si es Alfredo Landa quien está delante de su objetivo, o cualquier decadente estrella americana.
A la hora de ponerse ante una película de José Ramón Larraz, es importante, también, tener en cuenta lo siguiente: Es un director con oficio, sabe donde colocar la cámara y crear atmósferas, es fácil que nos caiga simpático por su condición de director “exploited”, su amor por el género, e incluso que nos guste su estilo… pero no existe ni una sola película de las muchas que hizo (comedias incluidas) que sea entretenida. Son un coñazo. Una vez que sabemos esto, y nos ponemos delante de la pantalla, teniendo en cuenta que la diversión no es el plato fuerte de Larraz, podemos disfrutar de LOS RITOS SEXUALES DEL DIABLO, una película que, según el cartel original “parece hecha por el demonio”.
Una pareja, acude a un castillo, donde descubren que una familiar de ellos, se dedica a los rituales Satánicos. Estos, lejos de ser sacrificios con cánticos ininteligibles, o lo habitual en este tipo de ritos, son mas bien folletéos varios, de diferentes pelajes y cataduras, cada cual mas sosainas y guarrete. Entre tanto polvo, el prota, acaba fascinado por tanto folleteo, y en consecuencia termina inmiscuido al 100% en estos aquelarres.
LOS RITOS SEXUALES DEL DIABLO, tiene fama de película maldita del cine Español, un aura de misterio la envolvía, con siniestras historias acerca de su rodaje y la posterior desaparición de la cinta, todas falsas. En realidad lo que ocurría con la película es que era tan floja, que nadie se interesó por su distribución mas allá de las primeras semanas de exhibición. Es decir, la película costó equis millones de pesetas, en su estreno en salas, rápidamente recuperaron la inversión, y después, si te he visto no me acuerdo. Eso es todo. Por eso a la peli, no se le conoce distribución videográfica en España, y solamente circula por ahí una edición Inglesa en DVD con el audio en inglés, con la que podemos comprobar, que LOS RITOS SEXUALES DEL DIABLO, no es ni misteriosa ni depravada. Simplemente, es una mierda.
Si, hay una escena con una señorita jodiendo con un macho cabrío, pero está tan mal hecha, que se ve que el pobre animalito está ahí quieto, de pie, mientras la pelandusca satánica que se entrega al rito sexual que nos ocupa, agita la lengua y hace como que goza. Nada, mamarrachadas.
Mucho “bla, bla, bla”, casi nada de sangre, y mucho folletéo rancio, propio de la “S” bajo la cual la calificaron, pero totalmente inútil para dar rienda suelta al onanismo.
Con todo, hay que decir, que José Ramón Larraz a base de una suave iluminación, y tirando de vez en cuando de gran angular, consigue una atmósfera malsana y desquiciante, algunos planos eficaces y poco mas…
En el reparto, Helga Line, completamente desmadrada, Alfred Luchetti al cual le meten un puñal por el culo en la escena mas salvaje de la peli, y Tito Valverde, sujetándole los cuernos al cabrón, mientras jode con la fulana. A día de hoy, el actor, que es muy popular gracias a la serie EL COMISARIO, reniega de la película, rotundamente.
La película tiene el título internacional de BLACK CANDLES, y Larraz, fue re-bautizado para la ocasión como Joseph Braunstein.
Al final, mola haberla visto, por muy “A caer de un burro” que la ponga, porque no deja de ser una rareza, de esas que mola mas leer acerca de ellas, que verlas.

miércoles, 29 de junio de 2011

Operación Cóndor

Segunda aventura del mismo protagonista de La Armadura de Dios, un cruce entre Indiana Jones y James Bond interpretado por Jackie Chan, y con escenas rodadas en nuestra tierra patria. Jackie es el Cóndor, un agente independiente al que las Naciones Unidas contratan para encontrar un cargamento de oro que los nazis escondieron en el desierto del Sahara a finales de la 2ª Guerra Mundial.

Chan se rodea de mujeres para esta película, una china, Ada, una japonesa, Momoko, y una alemana interpretada por Eva Cobo. Existen un par de escenas picantonas pero aun así siguen siendo muy blancas, lo mas que veremos serán un par de culetes (el de la actriz que hace de Ada y el de Eva Cobo) y una escena en el desierto con Jackie dando de beber a sus sedientas amigas, que tienen que disimular y hacer ver que le besan y abrazan (incluso alguna es un poco mas efusiva y solo le falta darle una palmada en el culo a Chan)

La película tiene un ritmo rápido, las escenas de acción dejan paso a las de comedia de enredo (con 3 mujeres y un hombre son fáciles de ocurrir) y luego de nuevo escena de acción, así que poco descanso tendrá el espectador. Momentos como la persecución por Valencia (mi madre me dijo que eso era el Turia, y por lo tanto Valencia) o las luchas en la base nazi y en el túnel de viento, demuestran que Jackie Chan estaba en plena forma, realizando coreografías no excesivamente trabajadas pero si espectaculares y divertidas de ver. Para mi esta es una de las mejores películas del chino y una de mis favoritas. Si en algo estiman mi opinión (aunque sea un poquito) veanla, como mínimo no se aburrirán.

Gran tirón de orejas a La 10, que hago extensible al resto de cadenas, vale que no dejéis los créditos de las películas por meter publicidad y ganar dinero (no sois ONGs, lo entiendo) pero coño, no los cortéis cuando hay tomas falsas, cabrones.

COLD PREY 3 (FRITT VILT 3)

Temía echarle un vistazo a esta después de lo aburrida e insufrible que me resultó la segunda parte. Aunque hice el esfuerzo porque la primera, en su momento, me dejó buen sabor de boca. También por el subgénero al que pertenece, por completismo, por curiosidad y por vosotros, queridos e ingratos lectores.
Lo que tenemos aquí es una precuela que nos narra los primeros escarceos del asesino del pico, astutamente situada en los años 80. Un retro-slasher de origen Noruego más interesado esta vez en el "survival" que en el género propiamente de acuchillamientos. Vamos, que "Cold Prey 3" recuerda más a "Wrong Turn" que a "Viernes 13".
De entrada asistimos al nacimiento del "monstruo", de cómo era mal tratado por su padre y el modo en que se tomó la revancha para, seguidamente, desaparecer entre la nieve. "Hasta ahí bien", piensas, "Ahora es cuando, tras el fundido en negro aparece una furgoneta repleta de jovencitos chillones y bromistas que se van de excursión". Y sí, sin apenas tiempo a pestañear, ahí los tienes, en riguroso orden y cumpliendo a rajatabla con sus correspondientes cometidos clichosos. "¡¿Pooooor quéeeeee?!", gritas desesperado... claro que, después de todo, de "eso" se trata, ¿no?. El grupo en cuestión pasa la noche en el bosque y comienza a ser cazado por "un misterioso asesino", aunque en esta ocasión no está solo, se mueve bajo la tutela de un hombre mayor. Y bla, bla.
En un principio el sutil y leve cambio de registro (del "slasher" puro al "survival de terror", que decía) se agradece, así como la aparición de dos personajes nuevos en la trama (un poli y su hermano), sin embargo, tras 45 minutos tópicos pero bien resueltos, entramos de lleno en lo que tanto daño hacía a la segunda parte: un ritmo super-pausado y farragoso que se recrea en un suspense que no funciona, precisamente, por ir repleto de salidas previsibles. Así pues, bostezamos y bostezamos y volvemos a bostezar.
Sí, queridos, "Cold Prey 3" sigue la linea descendiente de la saga... muy bien acabada técnicamente... buenos actores... buen empaque estético... pero todo eso de nada sirve si el resultado final es tan chapas como lo es en este caso. Por mi, que se ahorren la cuarta.
Al final, lo mejor es esa cosa tan hermosa llamada Julie Rusti.

martes, 28 de junio de 2011

GIALLO

Que el Sr.Dario Argento lleva años sin atinar, es un hecho bien reconocido y demostrado. El otrora rey del terror italiano hace tiempo que nos decepciona y/o tortura con los más notables ñordos (empezando por el primero de ellos, "El fantasma de la opera"). Cuando no son cacas insufribles, el colega se escuda en el "gore porque sí" para entusiasmar a esos panolis que habitan el fandom a los que, cual perro con hueso, se les contenta mediante una tripa o un hachazo en primer plano. Todos ellos, y algunos de nosotros, han olvidado que en la buena época, el abuso de truculencia de Argento no era su único mérito, tampoco su único atractivo, disponía de un lenguaje visual muy propio y reconocible (bueno, vale, en parte prestado de Mario Bava) e incluso un modo, a veces zopenco pero inconfundible, de mandar la lógica al traste. Hace lustros que el italiano no nos sorprende -para bien- con nada... aunque, muy de vez en cuando, aún es capaz de parir peliculillas que, sin ser nada del otro Jueves, por lo menos resultan soportables y, hasta en el mejor de los casos, potables. Pasó con "Insomnio", pasó con "La madre del mal", pasó con sus aportaciones a "Masters of horror" y ha pasado con "Giallo".
Ayer noche la vi esperando lo peor, y aún hoy me pregunto "¿Por qué tanta crueldad con ella por parte de unos y otros?". Vale, lo de Adrien Brody no cuenta. Eso tiene una explicación (no oficial, pero a mi me mola creer que es la auténtica). En aquellos tiempos el actor estaba liado con nuestra Elsa Pataky y todo apunta que cuando esta fue contratada para actuar en la película, convenciera a Brody -no me pregunten cómo- para que la protagonizara. Ya sabemos cuánto tiran dos tetas, más que dos... perdón, mil carretas. El actor se metió de lleno en el negocio (figura incluso como co-productor) y... en fin, ¿cómo sigue el culebrón?, pues que hoy día Brody y la Pataky ya no son pareja (se dice que rompieron justo después de "Giallo") y él puso una demanda a los otros productores para que el film resultante no se estrenara en USA y, así, no mancillar su "envidiable" curriculum. Bueno... pues lo dicho, con tanta mala prensa (también por parte del inefable fandom... incluso hubo quien me recomendó su pase en la Maratón de Cotxeres), y lo patoso que últimamente andaba Dario, me esperaba un auténtico estropicio sin nombre... y no, no lo es.
Un asesino con la piel de color amarillo (de ahí el ingenioso título, con el que Argento manda un guiño al afamado y añorado subgénero inconfundiblemente italiano que él mismo popularizó) secuestra a una modelo con intención de desfigurarla. Su hermana y un efectivo pero desencantado poli, harán todo lo posible para dar con ella antes del momento fatal (y no hay historia de amor, lo que se agradece mucho).
Está claro que "Giallo" no es una obra maestra, y ni está a altura de los mejores tiempos de Argento (ni los mejores, ni los regulares). De hecho, ni tan siquiera parece dirigida por él... vamos, la podría haber firmado Perico de los Palotes y nos lo creíamos. Sin embargo, tampoco es una basura. Vamos, "El fantasma de la opera", "El jugador" o "¿Te gusta Hitchcock?" son muchísimo peores. "Giallo" se desarrolla de un modo tan lineal, tan a,b y c, tan simple, que funciona. Digamos que, al contrario de lo habitual en Dario Argento, todo avanza según la lógica más absoluta. Te pasas la peli esperando el "punch" que jamás llega y cuando termina, pues bueno, resulta que el viaje ha sido tranquilo, sin excesivas estridencias, relajado (casi todo el mundo en esta peli habla entre susurros), con la truculencia justa (gore hay, aunque poco) y algún momento entrañablemente risible (el asesino parece el primo feo -más- y tonto -más- de "Rambo"), pero lo dicho, sin malos rollos ni un regusto demasiado amargo.
Puede verse perfectamente, entretiene lo justo y... en fin, ¡¡que no hay quien entienda a la peña!! (empezando por Adrien Brody, claro).

domingo, 26 de junio de 2011

THE ALIEN FACTOR

De Don Dohler y su variada e interesante carrera creativa ya he hablado largo y tendido en otras ocasiones. Y también he repasado alguno de sus films, pero "The Alien Factor" acarrea consigo una serie de cualidades extra que lo hacen más peculiar y comentable, se trata de su largometraje de debut parido el año 1978, algo que queda bien patente en los atroces peinados que luce todo el reparto masculino.
Un marciano lleva en su nave a otros tantos, todos ellos capturados en diferentes lugares de la galaxia por puros intereses antropológicos. Pero un accidente motiva que se estrelle en la tierra, el piloto muera, los extraterrestres queden en libertad y comiencen a cargarse al personal. En esto que un día aparece un especialista en cuestiones paranormales y UFOlógas decidido a solventar el entuerto.
"The Alien Factor" es, eminentemente, una película amateur. Total. Rodada por tres chavos y en unos costrosos 16mm, el film hace gala de una torpeza cuantiosa en muchos aspectos. Los "actores" son terribles en su mayoría (ojo al sheriff) y sus efectos especiales pues todo lo caseros y cutres que cabría esperar (mención especial merece el monstruo en stop-motion, majo en su aspecto, pero dolorosamente mal integrado en las imágenes reales), además, el ritmo resulta abrasadormente pausado, a lo que contribuye la avalancha de diálogos tontolavas y la ausencia de trama propiamente dicha, aquí lo que tenemos es una acumulación de asesinatos en manos marcianas (poca sangre) y material de relleno tan hilarante como la actuación de un melenudo y miserable grupo de rock.
Claro, ¿qué pasa?, que esto hecho hoy día en vídeo y con efectos CGI de baratillo, sería absolutamente insalvable. Pero parido en aquellos tiempos, con ese formato y esa artesanía, pues logra que incluso siendo tan chapas como es, guarde un sutil encanto que uno puede disfrutar si se esfuerza un poco. Eso sí, reconozco que el desenlace está muy potable... pero claro, son apenas unos segundos, después de hora y poco de sufrimiento. ¿Merece la pena?.
Decir que "The Alien Factor" en su época llegó a estrenarse en algún cine de los USA, pero duró una semana en cartel, o menos. Más suerte tuvo como atracción de madrugada en la televisión por cable. Eran los tiempos en los que el macro-éxito de "Star Wars" aún coleaba, y todos se pirraban por cualquier cosa que apestara a ciencia ficción. Eso le dio la oportunidad al film de ganarse un público y convertirse en la pieza de culto que es hoy. Claro que no repercutió en la carrera de su director, quien siguió atrapado de por vida -y hasta su triste fallecimiento- en el terreno de lo amateur-con-infulas.
En el 2001 el propio Don Dohler, después de pasarse varios años retirado, volvió al ruedo con "Alien Factor 2: The alien rampage".
Caca, pero entrañable.

viernes, 24 de junio de 2011

La banda de los supercamorristas

Para empezar un pequeño resumen de que es y que no es la saga de los Supercamorristas, siempre hablando desde sus títulos en España y de las que han llegado a nuestro país
-Los Supercamorristas: No es de la saga, su titulo original es Wheels on Meals.
-La banda de los supercamorristas: Es la segunda parte, su titulo original es My Lucky Stars.
-El regreso de los supercamorristas: Es la tercera parte, su titulo original es Twinkle Twinkle Lucky Stars.
-La saga consta de 7 películas de las cuales a nuestro país llegaron la 2 y la 3, pero a Wheels of Meals le pusieron ese titulo y es cuando empezaron a liarla.

Aclarado entonces que esta película que tratamos hoy es una segunda parte, pero no de la que todos conocemos por estar rodada en Barcelona. También en los carteles de la película vemos que aparecen Jackie Chan, Sammo Hung y Yuen Biao como protagonistas, cuando realmente Biao no sale mas de 5 minutos y Chan unos 10 aproximadamente. Sammo Hung es de los tres amigos el que mas aparece pero porque es el protagonista. El resto del elenco lo forman actores chinos versados en la comedia, a los que habéis visto en mas de una producción china casi fijo. Por cierto que entre ellos hay uno que es como un clon mal hecho de Charlie Sheen cuyo nombre artístico es Charlie Chin, que grandes son estos chinos. También aparece Bolo Yeung haciendo un cameito, que feo es el jodio.

La película empieza con una buena persecución en coche y a pie, por parte de dos policías (Chan y Biao) que quieren atrapar a unos ladrones de joyas. La persecución les lleva hasta el parque de atracciones de Tokio, allí los ladrones ayudados por su banda de ninjas, secuestran a Biao y dan esquinazo a Chan. Este vuelve a su escondite, ya que la yakuza conoce su cara, allí pide ayuda a su jefe y este se encarga de reunir a su antigua banda del orfanato. Aquí la película pega un parón, y solo llevamos 10 minutos!!! Ahora se nos presenta a la banda del orfanato que no son mas que ladrones y pequeños timadores interpretados por los cómicos que hablaba al principio. Hasta los 15 últimos minutos de película, todo lo que ocurre son gags de humor chino, algunos malos de cojones y otros mas inspirados, pero vistos hoy en día son un pelin rancios, como ver Benny Hill en pleno siglo XXI.

Pelea de acción final y listo. Poco mas hay que contar de esta película en la que Chan y Biao no aparecen mucho porque probablemente estuvieron rodando otra película a vez. Vista hace años me partía la caja cada dos por tres, ayer casi me dormí, creo que el tiempo no ha tratado muy bien a estas películas, pero también es que yo soy mas viejo que antes.

jueves, 23 de junio de 2011

El puño del dragón

Pues parece que si, que la cadena de TV La 10 le ha dado por hacer un ciclo de artes marciales todos los días a las 15:30. Por lo que se ve lo de La Sexta 3 con Bruce Lee ha puesto al resto de cadenas sobre aviso, las películas de artes marciales se ven y tienen asiduos, así que no hay que desaprovechar la ocasión y arañar unos puntos de audiencia a Salvame o lo que sea que den en Telemierda a esas horas. Después de esta publicidad por la que no cobramos ni un puto €, pasamos a reseñar la película que emitieron ayer, El puño del dragón.

Esta es uno de los cientos (exagerao!!!!) de films que rodó Jackie Chan a las ordenes de Lo "hago pelis como churros con el mismo argumento" Wei. Tantas hizo Chan con Wei que acabo hastiado, y hablando con su manager le dijo, o me buscas nuevas películas que no sean siempre lo mismo o dejo el cine. Bueno no estaba allí mismo en ese momento, pero el propio Chan lo comenta en alguno de los documentales hechos sobre su persona. Transcurre como casi todas las de Wei en la época anterior al comunismo, cuando las escuelas de artes marciales eran el punto neurálgico de un pueblo o una ciudad, y cuando las disputas entre escuelas eran lo mas habitual del mundo.

La historia nos cuenta como Chan viaja con la mujer e hija de su maestro, a vengar la muerte de este tres años atrás a manos del maestro de una escuela rival. Cuando llegan allí, descubren que su antiguo enemigo comprendio su error y admitió la culpa. Para expiar sus pecados decidió cortarse una pierna y hacer un cartel de oro puro con el nombre de la escuela que el mismo derribo. Esto es una gran ofensa, cuando un chino quiere faltar en el honor a otro chino, solo tiene que coger el cartel de su escuela y romperlo en varios trozos, entonces ya hay una rivalidad que ni las familias gitanas. Al ver que el maestro rival es un lisiado y esta arrepentido, la viuda del maestro fallecido decide perdonarle. Chan que llevaba 3 años preparándose para esta pelea no sabe como reaccionar, y es que para el la venganza lo era todo, eso y proteger y mantener a la viuda e hija de su maestro.

Antes de poder regresar a su casa, una banda de mafiosos, envenena a la viuda, y obliga a Chan a que les haga los trabajos sucios en plan matón, que si dale una paliza a este para que nos de sus tierras, que si dale otra paliza a este otro para que no diga nada cuando pasemos con nuestro contrabando de opio por aquí, paliza va y paliza viene. A cambio ellos le irán suministrando unas pastillas que alivian el dolor de la pobre viuda. Chan llegara al limite en el momento en que sus "jefes" maten al hijo pequeño de su antiguo enemigo, entonces ya no querrá seguir peleando, pero por la viuda de su maestro hará lo posible, aunque eso signifique que le den golpes por todos lados y el se mantenga porque no quiere hacer daños a sus antiguos rivales.

Lo que mas me esta sorprendiendo es la calidad de imagen que tienen las películas, yo estas películas las conseguía en original o las grababa de la tele, y ni en los originales la tenia a esta calidad. Por lo demás lo de siempre en estas producciones, peleas buenas y malas, estas ultimas las menos, un argumento megasobado y un Jackie Chan en plena juventud y cuya expresión facial va del "melasuda" al "melasudax2". Otra película mas de artes marciales, si, pero entretenida y bien hecha.

ALMIGHTY THOR

Creo que este blog es prueba suficiente de la simpatía que siento hacia las películas hechas con poco dinero. Pero seamos prácticos y realistas, pelis de "serie B", por llamarlas de algun modo, que realmente valgan la pena hay muy pocas. Y esas pocas reciben su merecido reconocimiento precisamente por destacar entre la mediocridad. Luego están las malas pero simpáticas, o malas pero divertidas (je!), pero esa ya es otra historia (y luego las directamente horribles e insalvables). Sin embargo, eso no significa que tenga algo en contra del cine de gran presupuesto. De hecho, creo que hay géneros que necesitan más dinero que otros. Es decir, está demostrado que para hacer una peli de terror que funcione no se necesita mucha pasta. En realidad, los films de miedo hechos con guita sobrante suelen ser una peste. ¿El drama?, también. Y las comedias. PEEEEERO luego hay un tipo de cine que, si no cuenta con presupuestos holgados, mejor olvídate. Pelis de acción, de aventuras y/o catastrofistas. Y en este bando caben las de superhéroes, por supuesto.
Esto nos lleva al otro tema que quería yo tocar aquí, cierta manía en algunos sectores del "fándom" por defender lo cutre y mal hecho ante lo bueno y LO NUEVO de modo automático e inducidos por puro esnobismo, pose y querer ir de "chanins" y de guays. No, "Supersonic Man" NO es mejor que el "Superman Returns" de Synger. No, el "Hulk" televisivo NO es mejor que el "Hulk" de Ang Lee. No, el "Capitan América" de Albert Pyun no será mejor que el pendiente de estreno. Y etc, etc (igual que "Robowar" no es mejor que "Depredador", que "Piraña" no está por encima de "Tiburón", que "Las minas del rey Salomón" de Cannon no supera a "En busca del arca perdida" o que "Nº1 del servicio secreto" no le da mil vueltas a cualquier peli de James Bond. No, no y no. ¿Buenas?, ¿simpáticas?, algunas sí... ¿mejores?, ninguna).
En un segundo salto mortal todo esto nos lleva a la reciente adaptación de "Thor" (y no, el "Thor" que salía en un telefilm de "La Masa" NO era mejor) y la "versión" que del asunto han hecho los de "The Asylum", la infame productora especializada en plagios. "Asylum" puede despertar simpatía, y hasta en su haber tienen alguna peli pasable... pero la mayoría de lo que hacen es una mierda... y lo fascinante en ellos no es su talento ni su capacidad de fabricar cine con poco dinero, sino el MORRO que gastan. En el planeta hay fans de "Asylum" y enemigos jurados. La mayoría de ellos se pasan o no llegan. Los anti-asylum sueltan absurdas proclamas propias de un psicópata, de alguien inducido por un odio más allá de lo racional. Los otros, tampoco son mancos, defendiendo a la productora y otorgándole virtudes que NO tiene. Ninguna de las pelis de "Asylum" que imitan/explotan productos Hollywoodienses es mejor, ni más entretenida que el original. Pueden superarlas en aspectos mínimos -y casuales- pero, incluso así, y en general, la peor super-producción de Hollywood es más soportable que el momento más inspirado del asilo. Justamente, uno de sus ciegos defensores aludía que "su" "Thor" era más creíble y adulto que el "Thor" de Marvel/Hollywood. Sí, seguro. Me río yo de semejante gilipollez. Los chicos de "Asylum" habían anunciado ya en varias ocasiones que nunca dedicarían ninguno de sus "mockbusters" a sacar tajada de algunas de las muchas pelis de superhéroes que se estrenaban últimamente. ¿Motivo?, ¿un ataque de conciencia tal vez?, ¡¡NO!!... simplemente una cuestión legal. La prueba está que en cuanto han podido, lo han hecho. "Iron man" o "X-Men" son personajes originales de Marvel... pero "Thor" no, "Thor" pertenece a la mitología popular y está libre de derechos (que es una estrategia bien reconocible de la factoría, como hicieron con "Sherlock Holmes", "Allan Quatermain" o "La guerra de los mundos"). De ahí surge "Almighty Thor".
Bien, "Alimghty Thor" tiene todos los tics del peor producto "Asylum", es decir, NADA. En los casi 90 minutos que dura no ocurre casi nada... solo diálogos interminables y ridículamente repetitivos, a "Thor" y su acompañante femenina andando por callejones (ya saben, el escenario natural favorito del asilo) y esperando que el metraje llegue a su fin entre tristísimos efectos de CGI y un montaje algo patoso. De por medio, y aludiendo a las charlas sin sustancia, resulta especialmente divertido -y patético- que gran parte de estas se limiten a un tema común: "Thor" quiere matar a "Loki", y la chorba le dice que aún no, que no está preparado, que se siga entrenando y dentro de un tiempo ya se verá. Y así toooodo el rato, de verdad, llega un momento en que no puedes evitar echarte una risa ante la insistencia de ambos. Y hablando de descojoncio, hay un instante maravilloso en el que, mientras en primer término vemos a los dos protas, muy melodramáticos ellos, discutiendo su tema favorito, en segundo término una madre aparece arrastrando un cochecito (bebe incluido) y entra en la
portería de su casa, sin apartar la mirada de los actores y el resto del equipo. Muy auténtico.
Richard Grieco, el único nombre conocido del reparto, se toma muy en serio su papel de "Loki", sobreactuando y soltando apocalípticas parrafadas. El director, Christopher Ray, es ¡el hijo de Fred Olen Ray!, menuda familia.
En resumen, un rollazo de tomo y lomo, tremendo e interminable que, ni por un segundo, supera al otro "Thor" en absolutamente NADA (y NADA es, como decía, la especialidad de "Asylum").

miércoles, 22 de junio de 2011

LA SOMBRA DEL JUDOKA CONTRA DR. WONG

Otra “Brucexplotation”, esta vez de producción española y de la mano de Jess Franco. Al ser de Jess, es muy posible que no se la considere parte del sub-género mentado, ya que las pelis de Jesús Franco están dotadas de otra entidad propia y de otro tipo, pero, que quieren que les diga; La peli se aprovecha del tirón que a principios de los ochenta tenían las pelis de artes marciales en nuestro país, en el cartel sale Bruce Lee con el chándal amarillo, el protagonista, José Llamas, para la ocasión es re-bautizado como “Bruce Lyn”, y en la película se dirigen a el como Bruce; así que si esto no es un “Brucexplotation” en toda regla, que venga dios y lo vea.
No me veo capacitado para hacer una sinopsis de la película, ya que es un revoltijo de sub-tramas que, sinceramente, no he sido capaz de entender, pero si que les puedo decir, que el protagonista Bruce, se verá envuelto en una red de tráfico de Heroína, mientras intenta vencer al pizpireto Dr. Wong y pega un par de polvos discretos, uno de ellos a Lina Romay, como no podía ser de otra manera. También hay que decir, que este Bruce, entrenado por milenarios maestros Chinos, tiene un poder que estos le otorgaron: El no lucha ¡lo hace su sombra! Y además, esta no hace Judo, hace Kung Fu (entonces, ¿Por qué se llama la peli, LA SOMBRA DEL JUDOKA…?).
Lo mejor de todo, es que tan solo hay una o dos peleas, y estas duran menos que un pedo, así que tampoco podemos hablar de una película de artes marciales propiamente dicha.
Como si de una peli de Godfrey Ho o de Tomas Tang se tratara, LA SOMBRA DEL JUDOKA CONTRA EL DR. WONG, es un corta y pega que utiliza extractos de varias películas, Chinas en cuanto a la inserción de planos de la China de los maestros milenarios, Japonesas en cuanto a los planos una chica que aparece de vez en cuando en pantalla para hacer, dios sabe qué.
El propio Franco, se reserva el papel del megalómano Dr. Wong (que después volvió a interpretar en EL INFIERNO VIRTUAL DEL DR. WONG) para soltar frases delirantes, insultar de forma castiza, y llevarse la mejor parte del film.
Por lo demás, el aburrimiento al que estamos acostumbrados al ver sus películas, aunque me choca bastante, y para bien, el hecho de que Jess Franco no se toma demasiado en serio esta película, es mas, se la toma a puro cachondeo, por lo que hay momentos cómicos, que sumados al delirio habitual de sus producciones, dan como resultado una película un pelin mas soportable de lo normal.
Martilleante, es la banda sonora a base de machacar el sintetizador sin respetar ni una sola nota musical, confiriendo a la película una ambientación del todo agobiante e histerizante: Hay momentos que te vuelve loco.
Para la ocasión, Tío Jess firma la película como Cliford Brown.
Bueno, una mas para la saca, y una simpática muestra de cómo Jesús Franco, se atrevía absolutamente con todo.

Protección a un ser menor

El trio Chan-Hung-Biao estaba dando sus últimos coletazos, puede que por una lucha de egos entre los amigos o simplemente porque Biao era el que menos llamaba la atención al publico. La cuestión es que esta fue de las ultimas películas que rodaron juntos, aunque un año antes ya habían rodado (en España) la que seria la mejor película con los tres juntos, "Los Supercamorristas" en la que el malo malisimo es Pepe Sancho.
Protección a un ser menor también se puede encontrar con el titulo Heart of Dragon.

Jackie Chan interpreta a Ted Fung, un detective de policía que carga con Danny, su hermano mayor deficiente mental. Ese hermano mayor no podía ser otro mas que Sammo Hung. No voy a decir que Hung clava el papel, pero si que te crees que puede ser una persona con cierto retardo. Ted quiere ser marino, ese ha sido siempre su sueño, pero tener que cuidar de Danny siempre se lo ha impedido. Piensa incluso en casarse con su novia, única y exclusivamente para que esta se haga cargo de su hermano mientras el puede navegar por ahí. No es que Ted sea un insensible, es que la situación ha llegado a un punto en la que le sobrepasa. Para rizar mas el rizo del dramón, Danny accidentalmente y mientras juega con los niños del barrio, hace que un ladrón de joyas lance estas al suelo y salga corriendo. Ted esta investigando el caso y todo se lía mucho mas cuando el ladrón de joyas decide testificar y culpar a Danny de tener las joyas, la antigua banda del ladron secuestre a Danny y Ted tenga que sacar al ladrón-testigo de su escondite para intercambiarlo por su hermano. Y todo ello sin que el comandante de policía y jefe de Ted se entere.

Como en todas las películas del trio tenemos luchas, algún tiroteo que otro y espectaculares saltos y caídas. Pero también tendremos bastante de drama. A destacar una escena en que el trio protagonista (aunque Biao, aquí casi no pinta nada) se pone a llorar, que de lo ridícula que es casi da la risa, casi. Pero no lo voy a negar, tiene partes en los que te ablandas un poquito al ver todo lo que le dicen y hacen hacer al pobre Danny.

El final es apoteósico, no por su desenlace (que ni tan mal) sino por una canción de lo mas melosa en la que me quede en duda de que cojones estaría contando.
Que bien esta haciendo el ciclo de Bruce Lee en la Sexta 3, ya que otras cadenas también se animan a programar películas de artes marciales, y que sigan por mucho tiempo.

Pd. La reseña ha sido modificada por un error cometido por mi (vamos que la había cagado) y JJS me ha sacado de mi error. Gracie!!!

martes, 21 de junio de 2011

BRUCE LEE EN NUEVA GUINEA

Si hay algo más exótico que una película perteneciente al “Brucexplotation”, es una película adscrita a este género, en la que el protagonista viaja a África, y una vez allí, resulta que todos los africanos ¡son chinos! Eso si, convenientemente ataviados para la ocasión.
Bruce Lee y un amigo suyo bastante mariquita, tras tener una conversación bastante retrasada sobre tribus y sectas satánicas, dicen ser antropólogos y deciden irse a nueva guinea a estudiar esa extraña cultura, a pesar de que a la prima de Bruce Lee, le apetece irse de picnic, precisamente ese día (¿).
Una vez allí, resulta que todo dios sabe Kung Fu, y no hacen mas que pelearse con nuestro Bruce Lee de palo, que entre pelea y pelea tiene tiempo de enamorarse, resolver un asesinato y vérselas con el gurú de la tribu, que es un experto en Kung Fu, y mientras todo esto ocurre, escuchamos una banda sonora en plan funky muy divertida.
Un absoluto y delirante desmadre lleno de colorido y chinos disfrazados con los ropajes típicos de Nueva Guinea, y protagonizada por uno de los clones de Bruce Lee que menos se le parece, Bruce Li, que o lleva puesto o un característico chándal amarillo o ropa de explorador todo el tiempo. Para diferenciar a los chinos de los guineanos, a estos últimos les ponen pelucas.
Obviamente, no es una película con Yuen Woo Ping en las coreografías, por lo que estas, no son demasiado buenas. Hay alguna resultona, algún movimiento mas o menos espectacular, pero la mayoría de las veces, estas son toscas y se nota demasiado, que los actores no se tocan. Pero eso, en este caso, es lo de menos… Todo en la película es una chorrada, así que ¿Qué mas darán unas malas peleas?
Existe una doble versión de la película, con montones de escenas de chavalitas en pelotas, que fue censurada en medio mundo, pero que en la edición de DVD Alemana, se recupera en forma de extras.
A la dirección Joseph Kong A.K.A Joseph Velasco, responsable, también de la marciana LA SAGA DE BRUCE LEE, o de THUNDERING NINJA y C.Y. Yang, al que no se le conocen más títulos.

lunes, 20 de junio de 2011

EL CAZADOR DE SUEÑOS

Seguro que se saben la canción de memoria: El género del terror, y variantes, no cae bien... no cae bien entre críticos de los llamados “serios” y entre “artistas” de los llamados “reputados” (a menos que haya pasado casi una década del estreno, ahí tenemos muchas de las producciones de la “Hammer”, denostadas en su momento, admiradas hoy día). Los ejemplos son numerosos: Richard Donner decía que vendió el guión de “La Profecía” como un thriller porque de haberla calificado de “película de terror” ningún actor de los que salen en el reparto (en especial Gregory Peck) hubiera aceptado intervenir. Stanley Kubrick y Hitchcock fueron muy criticados cuando ambos se acercaron al género con sus respectivas “El Resplandor” y “Psicosis” (aún hoy hay quien no osa calificar esta última de peli de terror, hay críticos que hasta les duelen las encías cuando citan esa fea palabreja con tres erres) y ¿cuántas pelis de miedo hay en el mercado vendidas por sus realizadores como “críticas sociales, historias de amor, dramas familiares” en lugar de aceptar que son lo que son?. Y lo triste es que los mismos que no valoran el género, luego, cuando deciden implicarse en una película del estilo creyendo que serán capaces de hacerlo mejor porque en su infinita arrogancia se sienten superiores, les salen truños del tamaño de un portaviones y entonces se percatan de que todos esos artesanos a los que tanto desprecian, Carpenter, Romero, Craven, etc, después de todo puede que no sean tan terribles porque al menos a ellos las pelis de miedo les salen, cuanto menos -y de vez en cuando-, dignas. Lawrence Kasdan es uno de los mamones que se percató de ello tras estrenar esta abominación titulada “El Cazador de Sueños” basada en un libro del rey de la literatura de quita y pon, Stephen King.
Kasdan, acostumbrado a dramas y producciones mainstream, seguramente asumió la dirección de esta película pensando que al pertenecer al género que pertenecía no podía tomársela en serio y de ahí la sensación de bufonada que desprende... si es humor intencionado, es patético (igual se creen que a los fans del género nos pueden dejar contentos con un par de pedos) y si no lo es, entonces el prestigioso Lawrence Kasdan está a la altura de Ed Wood (a quien suelen comparar injustamente con realizadores más modestos). Tanta historia con que si los personajes son humanos y trata de la amistad y la relación entre semejantes desde una óptica creíble y bla bla bla, para descubrir finalmente que “El Cazador de Sueños” es probablemente una de las peores películas del género que se ha producido en muchos muchos años (para que luego tilden de “la peor película de la historia del cine” a producciones de quinta división).
Yo, que soy un hombre muy paciente, me largué del cine a la mitad (y había pagado entrada) ante la sensación de que me estaban tomando por idiota dada mi condición de fan del género... si ustedes no la han visto y a pesar de mis advertencias les apetece, que les sea leve.

ATTACK OF THE BEAST CREATURES

Producto de naturaleza amateur, tan tosco como efectivo en algunos aspectos, que gozó de cierta consideración, precisamente por tratarse de una película realizada por no profesionales.
Un barco naufraga, y su tripulación acaba dando con sus huesos en una isla de verdoso follaje, la cual exploran nada mas llegar.
Todo parece tranquilo, hasta que uno de los náufragos ve un lago, y decide lavarse allí la cara. Ese lago resulta ser de algo parecido al ácido, así que su cara y manos se acaban deshaciendo. Pero eso no es todo, según transcurren los días y las discusiones entre los protagonistas, un buen día son atacados, por unos pigmeos chiquititos, de una voracidad extrema y a los que en la noche, se les iluminan las bombillas que tienen por ojos.
Ambientada, no se sabe muy bien por qué en los años 20, THE ATTACK OF THE BEAST CREATURES, resulta ser una peliculita entrañable, dotada de unos movimientos de cámara bastante potentes y unos efectos especiales la mar de resultones en cuanto a gore, que se gana la simpatía del espectador en cuanto hacen acto de presencia los pigmeos y el ataque que da título a la película. Estos son unos monigotes rojos, muy mal hechos y totalmente inmóviles, que se tiran al cuello como perros rabiosos, mientras emiten un característico soniquete durante todas sus intervenciones.
A la película, según se mire, podíamos meterla perfectamente en el mismo saco que a pelis como GREMLINS, GHOULIES, HOBGOBLINS o ESCLAVOS DEL DIABLO y demás películas de bichejos, sin ningún tipo de problemas, pues seguramente, esta no deje de ser consecuencia de la primera, aunque con intenciones honestas, en el caso de que efectivamente, esta fuera ideada de esa manera.
Buena ambientación a base de trajes de los años 20 y mucha selva, look pobretón muy bonito, y funcional entretenimiento.
El director, Michael Stanley, un individuo alejado de los circuitos comerciales, a pesar del “éxito” de su película, se tiró la tira de años sin rodar, hasta que en 2008, se atrevió a rodar otra vez, ahora en vídeo con la película DOING AGATHA.

domingo, 19 de junio de 2011

LOS VIOLADORES DEL AMANECER

Todo un clásico de Ignacio F. Iquino, mecenas del fenómeno del cine calificado “S” y a la vez, una explotación insana del sub-género de moda en aquellos días, el “Cine quinqui”, pero con la característica de que ninguno de los actores de la película, eran delincuentes reales, aunque se convirtieron casi todos, por derecho propio, en habituales y secundarios de cualquier película del sub-género.
Pero ante todo, LOS VIOLADORES DEL AMANECER es una película concebida para provocar morbo y causar polémica. Quizás sea la película con más mala baba, gratuita y descarada del cine Español.
El argumento es el siguiente: cinco jóvenes menores de edad, cuatro chicos y una chica embarazada, se dedican a asaltar a todo aquél que se les ponga a tiro, a blasfemar en los cementerios, y sobretodo, a violar a toda jovencita que se ponga a tiro. Durante sus duros periplos, una de sus víctimas queda embarazada, lo que le trae consigo un lógico trauma, que superará de la manera más previsible en una película de esta calaña. Y eso es todo.
La película es una sucesión de eternas escenas de violación, diálogos duros y descarados y gilipolleces varias, que a día de hoy, lejos de indignar o sonrojar, causan autentica risa. Pero que el mal envejecimiento de la cinta no lleve a engaño, señores; La película se recrea en esas escenas de brutales violaciones, con la malsana intención de poner cachondo al personal. Este Iquino, se las sabía todas…
Los protagonistas, son más malos que el demonio. No se presenta ni un solo personaje positivo en toda la película, e incluso, los padres de los personajes, son igual de malvados y repugnantes. Y por supuesto, se culpa a estos de los desmanes delictivos de los hijos. Increíble el índice de maldad de “Lagarta”, la joven embarazada de la banda, que viola de manera lesbiana, y folla con sus compañeros, mientras escupe ofensivas soflamas, todo esto, mientras se despoja alegremente de sus vestiduras… pero nunca de su sombrero.
Exagerada, enferma y escasa de imaginación, si tenemos un poco de paciencia con las eternas escenas de violación, en las que al fin de al cabo, no se ve nada (es peor la intención con la que van estos quinquis, que lo que muestra la película), podemos incluso entretenernos, porque lo cierto, es que, aunque carente de medios, Iquino tenía mucho oficio, y controlaba la situación perfectamente.
Me hace gracia el título de la película, porque este no es gratuito como pudiera parecer a priori… es que estos violadores, actúan a plena luz del día, y tiene pinta de que lo hacen bastante tempranito…
En el reparto tenemos a Bernard Seray, que interpretó a “El Vaquilla” en PERROS CALLEJEROS 2 y en LOS ULTIMOS GOLPES DEL TORETE, Daniel Bedrán, hermano de “El Vaquilla” en YO, EL VAQUILLA y TRES DÍAS DE LIBERTAD o César Sánchez, “El Fitipaldi” de PERROS CALLEJEROS y “El Choto” de PERROS CALLEJEROS 2, sin olvidarnos de la bellísima y despampanante Linda Lay, actriz que no obtuvo el éxito que se merecía (estaba buenísima, además) y a la que vimos , también en PERROS CALLEJEROS, y en todo su esplendor “S” junto a José Luis López Vázquez en EL FASCISTA, LA BEATA Y SU HIJA DESVIRGADA, en la que le vemos, incluso las amígdalas ¡Buen reparto!

sábado, 18 de junio de 2011

S.O.S. COLISIÓN MORTAL

Mi interés por visionar este film (o mejor dicho, telefilm) se dividía en varios factores. En primer lugar, que era puro cine catastrofista, del que como sabéis soy devoto (apartado cometa + tsunami... ¡mi favorito!). En segundo lugar, su procedencia: Inglaterra, algo que se traducía en un punto de vista diferente al que nos tienen acostumbrados los productos de Hollywood, ya sean las grandes producciones como las pequeñas. Y en tercera y última instancia, su apuesta por el realismo. Sí, algo muy inglés.
Es un caso parecido al que ocurría entre el horrible "Titanic" de James Cameron y la versión de los hechos producida el año 1958, "La última noche del Titanic", también de procedencia británica. Mientras la de Cameron era un estupido folletín con grandes efectos especiales que lograba lo inlograble, hacer increíble un hecho creíble, la otra se limitaba a contar lo ocurrido, sin detenerse en babosas historias de amor ni conflictos ajenos a la tragedia. Vale, aquello pasó de verdad y lo que ahora nos ocupa no (¡¡de momento!!), pero el tono es idéntico. "Armageddon" o incluso "Deep Impact" (y eso que esta segunda me mola) vendrían a ser la respuesta al "Titanic" de 1997, y "S.O.S. Colisión mortal" ("Comet Impact" o "Future Shock, Comet Impact" en su v.o.) haría el papel de la otra.
Así pues, la historia de base la conocéis: Un cometa se estrella contra la costa Irlandesa, creando un gigantesco y mortal maremoto. El equipo de rigor se dispone a investigar todos los detalles posibles del objeto colisionado, descubriendo en el proceso que otro está por llegar. La maquinaria se pone en marcha.
Como decía, lo más sorprendente de "S.O.S. Colisión mortal" es su predilección por ceñirse a datos científicos y, en general, apostar casi por la docu-ficción, a lo que contribuyen numerosas imágenes de archivo de tragedias reales. Abunda más el diálogo que los momentos genuinamente espectaculares, y estos van un pelín justos en cuanto a calidad de sus trucajes, pero la sobriedad de todo el paquete ayuda a que lo aceptemos y nos metamos en la historia a fondo. La parte final, es decir, cuando se estrella el cometa tras multitudinarias y dramáticas escenas de evacuación, resulta genuinamente impactante y sobrecogedora.
Los actores, bien (quizás el prota sobreactúe un poco), hay divertidas citas a títulos como "Los cazafantasmas", "X-Men" o "Matrix" y, ojo al dato, descubrimos a "Discovery Channel" colaborando en su confección (imagino que asesorando a nivel científico). Ahí es nada.
Su bucólico "look" telefílmico es su mayor enemigo, pero por lo demás se trata de un producto muy entretenido, interesante y, sobre todo, apasionante si -como a mi- te va el género y el tema en cuestión.

jueves, 16 de junio de 2011

PHANTASMAGORIA

"Phantasmagoria" es un entretenido documental en el que se analiza, recuerda y repasa, obvio es, la saga "Phantasma" ( a la que yo mismo dediqué un completo -y escueto- notable recorrido hace un tiempo).
Bien, ya sabéis en qué consisten estos inventos, entrevistas a todos los implicados (director y actores principales, los chicos de los efectos especiales, etc), secuencias extraídas de los films originales y material visual tan curioso como imágenes de los diversos rodajes, unas tomadas en Super 8, otras en vídeo. El ritmo de todo el mejunje es acelerado y muy dinámico, arrancando por las primeras y desconocidas películas de Don Coscarelli (a las que se les dedica poco tiempo, la verdad), pasando por el gen del primer film de la franquicia (fascinante hecho el de que su director se encerrara varios días en una solitaria y destartalada cabaña en la montaña para escribir el guión), los problemas que Coscarelli tuvo en la segunda cuando le impusieron a otro actor para el rol protagonista, las quejas de los fans respecto al excesivo tono humorístico de la tercera entrega y deteniéndose demasiado a profundizar en la que hace cuatro, última hasta la fecha (y peor). Tanto es así que llegué a dudar de si "Phantasmagoria" no sería en realidad un gran escaparate para promocionarla... pero no, ya que los separan nada menos que siete años.
Agradezco que cuando se habla de la segunda entrega no se pase por alto lo que es un hecho: la gran influencia que "Evil Dead 2" (o "Terroríficamente muertos") tuvo en su confección. No se esputa de modo oficial, pero es evidente... entre otras cosas porque ambas usaron el mismo equipo de efectos de látex, el mismo decorador y.... bueno, que Sam Raimi hace un cameo en la peli, aunque sea de modo indirecto. De hecho, en general se ignoran las probables influencias, y es una pena, porque estos datos resultan siempre interesantes. Las que no se salvan son las diferentes esferas que aparecen a lo largo de los cuatro films, acto obligado teniendo en cuenta su condición icónica con respecto a la serie.
Pues eso, que salvo la parte dedicada a "Phantasma 4", en general se trata de un documental de lo más divertido y entrañable de ver, recomendado tanto a fans de la franquicia como amantes del fantástico en general. Su director es Jake West, que cuando se mete a dirigir "ficción" hace cosas tan malas como "Evil Aliens" o "La venganza del infierno". Mejor que se dedique únicamente a documentar el trabajo de otros.

NO HAY LUGAR PARA ESCONDERSE

Nueva York, finales de los sesenta. Con el rollo Hippie, un grupo de estudiantes anda armando jaleo colocando bombas en empresas y sembrando el terror a pequeña escala. Un buen día, al tomar contacto con un terrorista profesional, logran poner al F.B.I en Jaque, pero uno de estos muchachos, que aboga mas por la libertad y la no violencia, se pasa la película intentando huir.
Basada en hechos reales, se trata de una vieja película protagonizada por un jovencísimo Silvestre Stallone post EL SEMENTAL ITALIANO, que se quedó almacenada en una lata hasta que a alguien en 2006 se le ocurrió sacarla de esa lata, re-montarla y comercializarla en DVD, bajo el título de REBEL, pero no cayendo en el ya manido engaño de hacérnosla pasar por una peli actual de Stallone, como si pasó en algunas de las ediciones mas recientes en DVD de GREETINGS.
Rodada con algo que creo detectar como 16 mm. grasiento y aceitoso, lo único que puedo destacar de la peli es ese look cercano al underground de la época (sin llegar a serlo) y a Stallone, que en su afán por demostrar que es un buen actor, la pifia llevando su actuación al extremo, lo que causa la hilaridad del espectador. Por lo demás, pocos coñazos hay mas aburridos que este. Y además con mensaje.
De carácter mucho mas “Xplotation” es la existencia de otro metraje, un poco mas exitoso, titulado A MAN CALLED RAINBO (y al cual pertenece el póster que adjunto) datado en 1990, y que oportunamente, vendía la película como si fuera algo así como una precuela de RAMBO, que por época y por la temática de la cinta, bien podía colar, excepto por el desenlace en el que se nos desvela que este “Rainbo” acabó siendo un profesor de ciencias políticas en un colegio de Vermont. Aunque habría que ver como es ese montaje y como fue manipulado, para dar veracidad a mis suposiciones.
En definitiva, tanto uno como otro montaje, para saciar la libido del cinéfilo mas ávido de este tipo de curiosidades, está bien, pero para nada mas.
Dirige Robert Allen Schnitz, que tan solo logró rodar un par de título mas, y ninguno de ellos con suficiente relevancia como para citarlos siquiera.
Apunte final. A medida que indago en la filmografía total de Stallone, mas me va fascinando.

INSIDIOUS

Los chicos de la saga "Saw" debieron de quedar muy impresionados con "Paranormal Activity". Tanto como para pedirle a su responsable, Oren Peli (especializado en películas de parejas sufrientes enfrentadas a invasiones sobrenaturales en el hogar), que se uniera a ellos a la hora de producir "Insidious", lo mismo de siempre (hay ideas muy parecidas a las narradas en la saga fantasmal del amigo Oren) pero contado un poco diferente y, lo que es más importante, muy bien.
Lo he dicho mil veces, y lo diré mil más: las tramas trilladas pueden resultar perfectamente efectivas si el que se vale de ellas lo hace con estilo, con gracia y añadiendo unas gotitas de originalidad. Eso mismo se marca el simpático James Wan con este film que ha sido un inesperado éxito de taquilla, y yo que me alegro muchísimo, en serio. Lo merece. "Insidious" narra la historia de una familia instalada en una casa recién adquirida que comienza a vivir toda suerte de escalofriantes fenómenos paranormales a raíz de que su hijo se quede en coma. La mujer, desesperada, le pide al marido un cambio de hogar y, al revés de lo habitual en el subgénero, este accede. Sin embargo, en el nuevo lugar que habiten, volverán a surgir las visiones fantasmales. ¿Qué pasa pues?. Llegó el momento de llamar a los especialistas...
Que si, que en "Insidious" tienes "lo de siempre" en estos casos, pero tan bien narrado, tan bien actuado y sobre todo tan bien plasmado en las imágenes, que funciona. Vamos, que da "yuyu" y entretiene. A eso, añadimos unas goticas, sutiles pero efectivas, de "material novedoso", y la mezcla resulta altamente potable. Wan se aparta, muy conscientemente, de las torturas y el gore (la sangre es casi nula y únicamente hay una muerte en todo el film), para ceñirse a un terror mucho más clásico, atmosférico y sugerido. Se lo toma con calma, se recrea en las sombras, en la ausencia de música... y es todo un logro viniendo de alguien que en su primer film se dejó llevar por efectismos estéticos hasta hartar. Encima, los efectos infográficos son poquísimos... o son muchos, pero están tan bien hechos y tan bien integrados que no se notan (y así debería ser siempre). Hay momentos genuinamente inquietantes y aterradores en "Insidious", sobre todo al principio. Luego, desafasan mucho menos de lo que uno podría temer y mantienen el tipo, especialmente en la inquietante secuencia en la que el prota viaja por el mas allá. El fin de fiesta lo pone un desenlace de impacto y muy resultón.
Vamos, que "Insidious" es una buena película de terror, de esas que no gustan a los mastuerzos que del género solo esperan gore, descerebre y, lo que es peor, humor referencial. Olvídense de todo eso, criaturas repugnantes, aquí tenemos terror serio, terror sombrío, terror adulto... vale, los parapsicólogos vendrían a ser un poco "la comparsa humorística", pero, acorde al nivel que se gasta el resto del film, lo son de un modo sutil y sin excesos.
Detalle fricoso: En una secuencia se puede ver, perfectamente, el rostro de la marioneta de "Saw" dibujado en una pizarra. Simpático auto-guiño.
Pues sí, muy recomendable.

miércoles, 15 de junio de 2011

Victorian Secret Girls of Steampunk

Antartic Press es una editorial de comics estadounidense a la que acabo de conocer por el "comic" que nos ocupa. Miren ustedes la portada, el titulo y que es el numero 1 de la colección. Lo primero que me vino a la mente fue, la empresa de ropa interior femenina Victoria Secret ha sacado un comic donde las muchachas lleven sus diseños. Además ambientado en una época victoria con tecnología avanzada toda manejada con maquinas de vapor (Steampunk) Y parece que tendrá historia, porque es el numero 1. Pues no, y además tampoco. A cuadros me quede al ver que no son mas que ilustraciones de chicas steampunk en las que a la mayoría se les ve la ropa interior. Ok, me gustan los libros de ilustraciones, pero cuando se que lo que compro es eso, no como en este caso. Aunque he de reconocer que el primer error fue mio. Victoria Secret no pinta absolutamente nada aquí. Utilizan a modo de guiño la marca pero ya dejan claro que es Victorian (por la época victoriana) Secret (porque veremos braguitas, sujetadores e incluso cinturones de castidad)

Los dibujos y coloreados no son malos, incluso diría que son bastante buenos para un comic de 24 escasas paginas, pero si los comparamos con cualquier ilustración en los peores días de Luis Royo o Hajime Sorayama, pues no tienen absolutamente nada que hacer. Se ve que los dibujantes de este comic de ilustraciones (Fred Perry, J.L. Anderson, Ben Dunn, Rod Espinosa, Brain Denham y David Hutchison) son mercenarios del comic. Ojo, no se me entienda mal, son dibujantes que hacen su trabajo con fechas de lanzamiento ajustadas, es decir, que no pueden hacer como el Royo o Sorayama ya mencionados, y tirarse un mes con una sola ilustración. Lo dicho no dibujan mal, pero en un libro de ilustraciones yo pido algo mas de detalle, sino esto no deja de ser el típico especial de verano con las heroínas de rigor en bikini y los héroes en shorts marcapaquetes. Afortunadamente los años 90 quedaron atrás.

Pues eso, que no es un comic con historia, y como libro de ilustraciones tampoco es gran cosa, aunque he de reconocer que algunas de las imagenes son muy sugerentes y agradables de ver.

CERTIFICADO DE ORIGEN


martes, 14 de junio de 2011

A GARROTE LIMPIO

Película Mexicana protagonizada por Rafael Inclán, famoso y querido actor que engrosó su extenso currículo a base de “Cine de ficheras” (es decir, el destape Mexicano) y de una series de comedias muy populares que le dieron fama. De hecho, sigue en activo en una carrera sin parones.
Un asesino en serie, se está cargando a una serie de señoritas de buen ver, y un detective tendrá que resolver el caso. De entre medias, se vivirán situaciones con más o menos gracia.
Nada nuevo en el horizonte. La película, es un híbrido entre las películas de LA PANTERA ROSA (De hecho, para hacer su personaje, Inclán mama sobremanera del Inspector Clouseau de Peter Sellers), y aquellos “Poliziescos” cómicos que protagonizaba Tomás Millian. En cualquier caso, cualquiera de las películas que esta toma como referencia (o que le encuentro yo similitud) es infinitamente mas divertida que esta.
Sinceramente; Anoche mientras la veía, una sensación de sopor me inundaba durante el visionado, pero la absoluta pereza fue la causante de que ni moviera el brazo para quitarla. Mientras esperaba a que el sueño se apoderara de mi, sufrí en mis carnes el mas absoluto de los aburrimientos ¡Y eso que se supone que es una comedia desmadrada!.
Eso si, la cosa nada mas comenzar, con una joven asesinada violentamente a base de picahielo, promete, las chavalitas que aparecen no andan mal de carnes, pero lo demás….¡Uffffffh! de lo mas insoportable que he visto, y creanme, he visto mucha mierda.
Dirige un tal Julio Ruiz Llaneza, Vasco de nacimiento, Mexicano de adopción, que se especializó en este tipo de comedias, y que terminó su carrera, coqueteando un poco con los “Home Vídeos”, pero sin dejar que estos le absorvieran.

lunes, 13 de junio de 2011

SCORPION THUNDERBOLT

De la mano de los ¿Debería llamarlos mecenas, o mas bien estafadores? Joseph Lai y Godfrey Ho, he tenido el inmenso placer de ver este maravilloso “Corta y pega” malamente perpetrado por las mentes mas perversas del mundo del espectáculo de Hong Kong, con permiso de Tomas Tang (O no, que ya se sabe lo que cuenta la historia), con Richard Harrison a la cabeza del reparto. Claro, la cosa es simple; Si Lai y Ho, tienen en su poder una ignota película de, váyase usted a saber que exótico país Asiático, que por si sola ya es un absoluto delirio, imagínense, si le añaden a esta escenas de las muchas que tenían con Richard Harrison haciendo el ridículo, y manipulan todos esos metrajes de forma no muy talentosa, para concebir una película que sea vendible a nivel mundial. El resultado, obviamente es, no ya delirante, si no una absoluta locura, pero eso el público no lo sabe, y sumado a un título del todo chanante como es SCORPION THUNDERBOLT, pues van tirando de aquella manera fraudulenta, que algún beneficio les habría de dejar.
La sinopsis resultante de este revoltijo de escenas es el siguiente; Un monstruo con aspecto de reptil se está cargando a media población. La policía, pone cartas en el asunto. Por otro lado, un occidental con bigotillo (Harrison, como no), mientras jode por ahí y hace Kung-Fu de manera gratuita por allá, se entera de que posee un anillo por el cual un grupo de gentuza, se interpone en su camino. El no entiende porque tanto interés ante un regalo de su abuela, pero un maestro le dice que ese anillo es el único que puede acabar con una maldita bruja Taiwanesa, que por otro lado, es la culpable de que exista el maldito demonio-serpiente. Mientras que el culebrón de amor entre el poli bueno y el monstruo (su compañera) se desenmaraña y la policía reduce a tiros al horrible monstruo, el occidental se va en busca de la maldita bruja, a la que da muerte con su anillo, sin ningún tipo de problemas.
En lo suyo, sin duda una absoluta obra maestra.
Como el material montado (Y re-montado, y re-montado otra vez mas), es de por sí bueno (ustedes ya me entienden) la cosa funciona a la perfección. Sangre y acción a tutti plen, con un monstruo que bien podría ser el primo retrasado de Godzilla, pero que además gusta de morder, arrancar caras y gastárselas de maneras mas borricas que un arao, sin contar con el loco del principio de la película, que lanza las tripas de un zorro muerto que lleva consigo, a todo policía que osa acercarse a el. Una locura amoral, perpretada por dos inmorales de mucho cuidado… pero fascinante en su elaboración y existencia y entretenida a mas no poder.
Una de las pocas incursiones de Richard Harrison en el cine de Godfrey Ho, en la que no hace de Ninja… Aunque ya saben lo que pasó con Harrison; Joseph Lai y Godfrey Ho, lo contrataron para hacer un par de películas, rodando el material suficiente, para luego, unir esas escenas rodadas a viejas películas que estos compraban de saldo, montarlo todo y facturar así tropecientas películas, reduciendo las apariciones del actor al mínimo, pero figurando su nombre como reclamo en lo mas alto de la carátula. Un negociazo.
Aunque la práctica no era nueva, Jess Franco, también lo hizo en un par de ocasiones.
Cuando Richard Harrison se enteró de las practicas de sus productores Hong-koneses, y vio el resultado de tan infames producciones con su nombre de por medio, se sumió en una fuerte depresión y decidió dejar el mundo del cine.
Por lo que a mi respecta, hizo mal porque dejó para la posteridad obras maestras del cine “Trash” mas mafiosillo, momentos cuya hilaridad es indescriptible, y títulos tan chanantes como NINJA TERMINATOR, por ejemplo. Debería estar orgulloso de su legado, sin embargo de avergüenza de este tipo de cine, y no tiene mas que palabras de odio para Lai y Ho, que al fin de al cabo, son quienes le proporcionaron su fama. Todos los “Peplums” y “Spaghetti Western” que protagonizó, no son tan recordados como sus pelis de Ninjas, por mucho que las rodara engañado.
Y con este SCORPION THUNDERBOLT, que quieren que les diga, me lo pasé como un enano. Todo lo que nos gusta (Sangre, tetas, artes marciales, raccord, argumento inexistente, buenos diálogos, risas, risas y risas) está en esta película, cojones.

ZOMBI HOLOCAUSTO

Indiscutible clásico del "trash" italiano, nacido de la mente y el bolsillo de Fabrizio de Angelis (quien como director solía firmar Larry Ludman), con la sana intención de aprovecharse de su entonces recientísimo "hit" (en tareas de producción) "Nueva York bajo el terror de los zombi" (según el sobrevalorado Lucio Fulci). De hecho, incluso se rodó en los mismos escenarios. La idea -y ahí radica lo fascinante de "Zombi Holocausto"- era juntar en una misma trama las dos tendencias que entonces mejor funcionaban en el "exploitation" italiano: muertos vivientes costrosos y caníbales hambrientos. ¡¡Ahí es nada!!.
Como en "Nueva York bajo el terror de los zombi", todo arranca en la civilización (en Nueva York, claro), donde unos extraños crímenes, en este caso de tirón antropófago, empujan a una serie de personajes a partir hasta una remota isla a investigar el origen del mal. Una vez allí, serán atacados y -algunos- devorados por caníbales. Los menos, recalarán en la cabaña de un "mad doctor" que, tu lo has dicho, está devolviendo la vida a los muertos.
Todo ello, cómo no, envuelto en un vistoso papel de regalo color rojo sangre, como solo los "fetuccini" sabían hacer entonces. Gore bestia y gráfico que incluye destripamientos, extracción de ojos, amputaciones... y las dos perlas de la corona, la famosa secuencia del zombie con la cara hecha pulpa por efecto de una hélice de lancha (¡brutal!, este momento iba censurado en la versión que yo vi de chaval) y la mala baba que gasta el "mad doctor" extirpando las cuerdas vocales a una de sus agonizantes víctimas para que sus gritos no le molesten.
A diferencia de muchas italianadas de ese periodo, "Zombi Holocausto" va bien de ritmo y no se hace excesivamente pesada (además, dura hora y veinte, ¡¡gracias!!). El final es algo absurdo y te deja un poco a medias (no presenciamos la cruenta muerte que el "mad doctor" bien merece), pero ¡da igual!, el resto compensa de sobras. En el reparto tenemos a Ian McCulloch (rescatado, precisamente, de "Nueva York bajo el terror de los zombi") y a la irritante Alexandra Delli Colli (famosa por sus morritos hiperactivos en "El destripador de Nueva York", también de Fulci). El dire se llamaba Marino Girolami y firmaba Frank Martin.
Entrañable.

domingo, 12 de junio de 2011

FURIA CIEGA (DRIVE ANGRY)

Estoy bastante harto de que el cine de género moderno se escude tras el homenaje y el tributo para buscar cierta respetabilidad, cierto "perdón" destinado a la crítica seria o que justifique sus carencias a base de guiños cómplices con el espectador. ¡¿Para cuando una peli de género moderna que sea VALIENTE?!, una que no se avergüence de su condición ni abuse del humor demostrando que no se toma en serio a si misma (y por ende, al supuesto cine que recrea), acercándose peligrosamente a la parodia (lo que hace Ti West podría valer como reverso, pero en realidad este cambia el humor por ciertas pretensiones artísticas, en todo caso preferibles, pero en esencia igual de poco honestas). ¡¡Basta ya!!, quizás por eso actualmente lo más interesante de la cartelera, para mi, sean las adaptaciones lujosas de tebeos de superhéroes. No se, las percibo como producciones genuinamente, y lógicamente, modernas que miran al espectador de frente.
"Angry Drive" (titulada en España "Furia Ciega", aún a peligro de que se la confunda con ESTA -muy superior, añado-) juega a dicho juego. Cierto que en su momento se vendió como un "return" al cine de justicieros y vengadores, con Nicolas Cage (si es verdad que un actor vale lo que su último éxito, hace tiempo que Cage tendría que estar currando para Asylum) en plan tipo duro matando malos por doquier. Pero no, vista ayer noche, puedo confirmar que tal afirmación es errónea. Que sí, que hay un deseo de "recuperar" cierto cine "exploitation" setentero, sobre todo por sus referencias satánicas, pero ahí acaba. La posible referencia a las pelis de vigilantes se queda en muy poco, casi nada.
Naturalmente dicha recuperación, aludiendo a las primeras líneas de este texto, se nutre de los mismos defectos y "tics" horribles que han hundido en la mierda propuestas como "Grindhouse", "Machete" u "Hobo with a shotgun", empezando por el mentado -y odioso- humor, pasando por los feísimos y apestosos efectos CGI (aquí incrementados en su falsedad por necesidades del sistema 3D en el que se rodó, y estrenó, la peli) hasta la cacareada y ofensiva exageración de aquellos elementos transgresores (sexo y violencia) con un fin: suavizarlos. Ya me entienden, cuanto más crudo y fantasma sea el matar y follar, menos en serio nos lo tomamos y, en consecuencia, menos efectos perniciosos tiene. Hipocresía pura.
La cosa va de un satanista que mata a una chavala y le roba el bebé para un sacrificio. El padre de la fallecida se entera y va al rescate de la recién nacida, sembrando el camino de cadáveres.
El equipo de "San Valentin Sangriento 3D" intenta repetir la "hazaña", destacando a su co-guionista (y actor) Todd Farmer, por ser también responsable del libreto de la simpática "Jason X". Entre el reparto sobresale el gran Tom Atkins (hay toda una historia en referencia a la chanante camiseta que luce nada más aparecer... incluso rula un vídeo en youtube al respecto) y William Fichtner ejerciendo de "secretario de Lucifer", en un rol repleto de frases y apariciones simpáticas/ocurrentes. Porque sí, uno de los aspectos más interesantes de "Drive Angry" (y que la salva de la quema) es su generosa y atípica porción de temática sobrenatural.
Apesta a Tarantinada, apesta a efecto "Grindhouse", apesta a muchas cosas malas... pero tampoco sería justo negarle que como entretenimiento pasajero, como chorrada tontuna para pasar el rato, funciona.

PD: ¿Y ese puto cartel con la tia buena en primer término como reclamo para cholos y pajeros?, ¿qué sentido tiene?... en fins....

viernes, 10 de junio de 2011

LA LEYENDA DEL LLANERO SOLITARIO

Después de dos largos años sin antena de televisión, hoy por fin he logrado romper la maldición (rima incluida). Por norma general detesto lo que la caja tonta ofrece, pero sin embargo me gusta mucho la idea de vegetar frente al aparato en cuestión y darle al mando a distancia hasta localizar una película de esas que dices "¡Anda!, la he visto 500 veces... pero va, voy a verla otra vez" o "¡Anda!, vaya mierda de peli... pero va, la veré, total es gratis" o, en su defecto, "¡Anda! nunca he sentido curiosidad por esta... pero ya que estoy, la veré". Y eso mismo me ha ocurrido con el film del que les hablaré a continuación. ¡Que gran invento la televisión!, algo me dice que mucha va a ser la materia que de ella extraiga para este hermoso blog.
El caso es que, sinceramente, no soy persona de western. En general, las pelis del oeste me aburren. Es más, no soporto las intocables creaciones de Sergio Leone. Los únicos westerns que, más o menos, disfruto son los de Clint Eastwood (post-Leone). De hecho, "Sin Perdón" me parece estupenda, y es el único western que tengo en mi dvdteca. Probablemente por eso nunca jamás vi, ni sentí especial interés en ver, esta "La leyenda del llanero solitario". Hasta que hoy la he pillado por casualidad en la tele y he aplicado lo expuesto hace unas líneas.
En 1978 el "Superman" de Richard Donner puso de moda un nuevo modo de enfocar la traslación a la pantalla de los superhéroes, o héroes grandilocuentes. Un modo basado en el realismo y el respeto, sin por ello perder la esencia del personaje retratado ni caer en lo "camp", o en el ridículo involuntario. Y estoy seguro que los artífices de "La leyenda del llanero solitario" quisieron hacer lo mismo, aplicar idéntica fórmula. Así pues, lo que aquí tenemos es un western tardío -de 1981- con un acabado técnico muy loable y digno, espectacular incluso diría yo (toda la parte final repleta de explosiones contribuye a ello), que nos narra el origen del héroe enmascarado, de cómo decidió convertirse en un justiciero y de cómo logró pararle los pies al malo de turno, muy sobriamente interpretado por Christopher Lloyd. Hacer notar lo sorprendente que resulta el contundente grado de violencia que gasta el film, más tratándose de un producto de inicios de los 80 destinado, básicamente, a todos los públicos.
Sin embargo, en aquellos tiempos el western ya andaba algo agonizante, y la peli, con todo su "saboir faire" roza el ridículo cuando, después de unos 45 minutos muy bien llevados, entra en acción el mentado "Llanero Solitario". Vale, no negaré que mola verlo ahí cabalgar con su clásica tonadilla... pero tampoco sería ético negar que al mismo tiempo una sonrisa se me dibujaba en el rostro. Richard Donner supo equilibrarlo todo muy bien para que la súbita presencia de "Superman" en medio de un escenario realista y creíble no resultara demasiado chocante y, por ende, algo risible. William A. Fraker, el dire de esto, no.
En definitiva, "La leyenda del llanero solitario" se toma demasiado en serio a sí misma, y por eso -y porque el western estaba pasado de moda- seguramente se metió el batacazo en taquilla que se metió. Tremendo (de su prota, Klinton Spilsbury, nunca más se supo). Aunque hay quien alude a asuntos turbios durante el rodaje.
Y es una pena porque, después de todo, la peliculilla entretiene lo suyo
.

jueves, 9 de junio de 2011

DIFÍCIL DE MATAR

Después del éxito/revelación que para Steven Seagal supuso la aburrida "Por encima de la ley", se estrenó su segunda incursión en el cine de tiros y mamporros, "Difícil de matar", con una historia de base eminentemente clásica del género: una venganza. En esta ocasión el amigo Seagal interpreta a Mason Storm (o lo que es lo mismo, el amigo Seagal hace de Seagal), un poli super-bueno con los suyos (la secuencia en la que reza con su hijo es patéticamente babosa), pero super-malo con los pillastres. Resulta que el tío ha grabado una cinta de vídeo en la que un aspirante a senador se descubre como un cabrón asesino. Este, gracias a los polis corruptos que trabajan para él, se enteran dónde vive el Sr.Storm, van pallá, matan a su mujer, a él lo dejan en coma y casi aniquilan a su retoño. Siete años después despierta, se pone a punto y, obvio es, se venga.
El mayor problema que yo le veo a "Difícil de matar" es que rompe una regla de oro en el cine de venganzas. Si tu mujer ha sido asesinada a tiros ante tus ojos, y su dolorosa muerte es el motor de tu sed de justicia, ¡¿cómo osas liarte con otra pava?!, eso le quita credibilidad a tus motivaciones. Vale, sí, han pasado siete años de por medio, ¡pero para él no, que se los ha tirado durmiendo!... y vale, Kelly LeBrock estaba muy buena (y en aquellos tiempos era doña Seagal), pero no trago con eso. Puede parecer una chorrada, pero para mi semejante dato le quita mucha de la diversión a la peli. Steven Seagal no está tan cabreado como debería, y es una lástima (y da igual que después de correrse se sienta culpable, ¡anda ya!). Luego, también tenemos un ritmo farragoso y algo pesado. Y ya no digamos las dotes interpretativas del astro, que en esta peli se muestran muy por debajo del nivel habitual (de hecho, en ocasiones resulta incluso risible).
Y es que, siendo prácticos, "Difícil de matar" es muy mala!!!, pero de verdad! terrible. Sin embargo, también es entrañable, y por eso tragas con la mierda y la ves hasta el final. Entre otros motivos, porque es el desenlace -es decir, la venganza propiamente dicha- lo mejor de todo (bueno, y la parte que machaca a los atracadores del colmado, super-chuloputas y coñera). Hay ideas muy buenas (los mensajes que el vengador escribe en la pared para acojonar a sus víctimas) y macarradas por doquier (cuando Seagal mata a un servidor de la ley corrupto y seguidamente suelta: "Ahora eres un buen policía"). En la lista de incongruencias y momentos para el ridículo, podemos citar toda la secuencia de "recuperación" del actor (y es que verlo correr resulta altamente descojonciable), algunas frases y diálogos chorras (la cita que Kelly Le Brock hace al gran miembro de su marido... la frase lapidaria dedicada al chascarrillo que suelta el político malo, de tan rebuscada que resulta estúpida/genial) y momentos delirantes (¡¿de donde saca Seagal una granada que lanza a los malos?!, ¿y qué me dicen de la casa que les sirve de refugio a los protas y termina hecha trizas?, ¿soy el único que se preocupó por cómo se lo iba a tomar el dueño?).
En fin, con todo lo expuesto, no deja de ser un film simpático de ver... y más en su VHS, que es como lo he hecho yo gracias al bueno de JJS.

miércoles, 8 de junio de 2011

Paul

Simon Pegg y Nick Frost (Shaun of the Dead, Arma Fatal, y el primero también en Corredor de fondo) guionizan e interpretan a dos frikis ingleses que viajan a EEUU con la intención de conducir una megaautocaravana por la ruta de los extraterrestres. Un recorrido que empieza en la Comic-Con de San Diego, pasa por el Área 51, el Buzón negro (un buzón donde dejar cartas para los aliens) y para finalizar la casa donde se supone que en el 1946 se estrello un ovni. El viaje se volverá una completa locura cuando se encuentran con Paul, un extraterrestre fugado del Área 51.

La película es un sin vivir de referencias, homenajes y choteos de las películas de extraterrestres. Lógicamente es de ET de las que mas homenajes/parodias recoge, incluso bromea con la idea de que fuera el propio Paul el que le diera la idea a Spielberg para su famosa película de niños y alíens, si es que incluso la película acaba casi igual. Pero no solo de ET vive el fan, así que Star Trek, Star Wars, Alíen y Encuentros en la 3ª Fase son fusiladas en ciertas partes para aparecer aqui a modo de referencia graciosa, y la verdad es que funciona. Solo faltaba La Locura de los Extraterrestres para ser el sumún de las películas de/con extraterrestres. Pero ahí esta su mayor problema, se basa en tantos tópicos ya conocidos que hay partes que sabemos si o si tienen que aparecer en la película. Esto le resta un poco de sorpresa, es lo que ocurre por estar cimentada en tantos argumentos conocidos.

Paul, el Alíen tiene la voz de Seth Rogen, y es un personaje generado por ordenador. Parece que esta hecho con captura de movimientos, sobre todo en las escenas en las que no se le ve de cuerpo entero, donde la animación es perfecta y fluida, en cambio las escenas en las que vemos desde los pies a la cabeza a Paul, me recordaron al ET de aquella serie de Jorge Sanz llamada El inquilino, y eso no es bueno. Afortunadamente son pocas estas escenas y enseguida te crees que Paul pueda estar ahí. A los protagonistas les persigue un agente secreto (Jason Bateman) y dos ayudantes novatos asignados para este caso. Los dos ayudantes son otro par de frikis con los que tendremos algunas de las escenas mas graciosas de la película. Estos dos son Bill Hader y Joe La Truglio. No se sorprendan si es que estan viendo a parte del casting de Supersalidos, y es que el director de aquella, Greg Mottola es el mismo que en esta película.
Entretenida y con muchos guiños al cine de ciencia ficción y en concreto al de bichitos verdes, aunque esto creo que lo he dejado claro. Y quedense con el cameo final de la supervillana, muy simpático y hasta lógico.

martes, 7 de junio de 2011

ALCOHOLICA

“Home Vídeo” Mexicano rodado en crudísimo vídeo, un dramon oportunista y sensacionalista a mas no poder, protagonizado por Luis Fernando Peña, considerado el Valentín Trujillo del nuevo milenio, por los aficionados a este tipo de películas ¡Menuda garantía!
El tema es que se supone que esta pelí, al mas puro estilo León de Aranoa, tenía que dar mucha pena, concienciarnos y enrabietarnos por la situación tan triste que vive la protagonista. Vamos a ver, no quiero decir que ALCOHOLICA sea un despropósito, es mas, salvo alguna pifia, está bastante bien rodada, pero no he podido evitar reprimir dos sentimientos durante su visionado: el aburrimiento y el descojonamiento. Todo es extremadamente exagerado en la película.
Una pareja, tiene problemas con el negocio del el, la venta de coches. El tiene que trapichear como sea porque no vende, y para aplacar la presión a la que está sometido, se termina follando a la hermana de su mujer, así que acaban separados, y ella, se alcoholiza a toda velocidad, por lo que tendrá que prostituirse y follarse a todo lo que se mueve, a veces a cambio de una botella de cerveza. Obviamente, todo esto no sería posible sin una repugnante moralina final.
Ciertamente, esto no dista mucho de un culebrón televisivo. Quizás sea peor, o al menos, rodado con bastantes menos medios. Y cuando digo que no dista mucho, es que no dista mucho, es decir, que es un drama desgarrador en el que el es muy malo, ella sufre mucho y al final todo acaba bien para la sufridora.
El encanto de la peli, radica en el como está filmado, al mas puro estilo “Home video” (es decir, con un resultado totalmente amateur), con mucho “flashback” y haciendo a la actriz hablar sola para contar al espectador lo que le ha pasado, puesto que la vemos derrotada y amorrada a una botella en las calles.
Y es que esta actriz, Gabriela Barajas, es el verdadero punto a favor de la peli, porque es tan mala, que al final, naturalmente, es buena. No para de gesticular, y su concepto de estar borracha, nada tiene que ver con el concepto de cualquier actor que interpreta a un borracho… no deforma el habla, tan solo se limita a sonreír mucho, mover mucho los ojos y hacer cucamonas todo el tiempo. Perfecto, es una nueva forma de interpretar a una alcohólica, pero es que cuando está sobria ¡hace los mismos gestos, cucamonas y aspavientos!
En definitiva, recomiendo el visionado de esta película, únicamente en función de la paciencia que tenga usted delante de una pantalla. Los momentos buenos y/o risibles, no son nada comparado con el gran coñazo que supone el resto. Al fin de al cabo, se trata de una película de corte social… aunque concebida por las mismas mentes mercantiles que hacen apología del narcotráfico con el Narco-cine, lo que ya es mas interesante que cualquier película del Aranoa.
Esto, lo dirige alguien, pero la peli no tiene ficha en imdb y a mi no me apetece poner la película para decirles quien es, porque da lo mismo. Además, ya saben como funcionan los directores de “Home Videos”; 200 o 300 pelis dirigidas, y todas ellas, una puta mierda.