jueves, 27 de diciembre de 2012

Dragon head (manga)

Conocí de la existencia de este manga por su adaptación a película, aunque aun no la he visto. Cuando conseguí una copia del filme decidí antes leerme el manga original creado por Minetaro Mochizuki. Ya leído y terminado, paso a contaros de que va y una pequeña opinión personal (como siempre, vamos

Los chavales de un instituto de secundaria vuelven en el tren bala a Tokio tras un viaje de fin de curso. Antes de entrar en un túnel, Teru, el protagonista principal, ve desde su ventanilla una gran explosión. Una vez que el tren ha entrado en el túnel este se viene abajo, provocando un gravísimo accidente. Mueren todos los estudiantes salvo tres de ellos. El túnel está ciego, no hay salida ni por delante ni por detrás. Los tres jóvenes esperaran a ser rescatados, pero con el paso de los días, la oscuridad, estar rodeados de sus compañeros y profesores muertos, y un aumento significativo de la temperatura les volverá paranoicos e incluso llevara a alguno a la locura. Este es el principio de la historia, y si bien podría suceder todo dentro del túnel, al de unos cuantos números los jóvenes consiguen salir de allí, pero lo que se encuentran en el exterior no es mejor de lo que dejaron en aquel túnel oscuro. El panorama es desolador, todo está cubierto por una capa de cenizas y lodo, y en el horizonte se ve una extraña nube gigantesca que va enterrándolo todo. Los terremotos se suceden uno tras otro, y la ayuda que los chicos protagonistas esperaban encontrar no aparece por ningún lado, ni siquiera encuentran a personas vivas, y cuando las encuentran, mejor que no lo hubieran hecho, ya que como se ha dicho en mil y una obras literarias y cinematográficas, el peor enemigo del hombre, es el propio hombre.

Todo el manga trata sobre el miedo, y el poder de este para influir en las personas y convertirlas en verdaderos monstruos, en dementes o luchadores hasta lo imposible. Cando todo lo que conocías ha desaparecido, cuando ya no queda ni un rasgo mínimo de gobierno o sociedad, cuando todo se ha ido al garete, es cuando la humanidad suele salir a flote o justo lo contrario, el egoísmo mas encarnado. Muchísimo más de lo segundo que de lo primero encontraremos en Dragon Head, tratándose de un manga de terror psicológico, es normal, aunque en situaciones similares, véanse tsunamis, terremotos y demás catástrofes naturales, bien podemos conocer por las noticias las historias de altruismo de personas que ayudan a otras sin conocerse de nada, pero lo que desconocemos por no estar en situación, es todos los momentos tensos y violentos que los supervivientes pueden sufrir por conseguir un poco de agua potable, por ejemplo.

Personalmente la historia me ha gustado mucho, así como el dibujo, que está muy bien llevado y representa muy bien la soledad y el agobio de los personajes, con esos parajes destruidos y completamente abandonados. La única pega que le pongo es que en ciertos momentos alarga demasiado las acciones, supongo que esto era para llegar al número de páginas que se le exigían a Mochizuki entregar semanalmente. Y es que para subir unas escaleras puede que tengamos cuatro páginas, pero en cambio para un viaje de varios kilómetros se lo ventile en dos. No es que sea más importante esa escena de subir escaleras para crear tensión, porque no la hay en ese momento, y en cambio si ocurren muchas cosas durante el viaje. Pero lo dicho, lo más seguro es que fuera por exigencias de la editorial. 

Si te gusta el género de catástrofes te gustara, si además también te gusta el post-apocalíptico, también, porque tiene las dos cosas.